Ya es el tercer domingo en el que los hosteleros de Tomelloso se vuelven a reunir en la Plaza de España para reivindicar su derecho a trabajar. En esta ocasión, con un peso más encima, y es el anuncio de la prórroga del cierre de bares y restaurantes durante mínimo otros 10 días más.

«Pedimos que nos dejen trabajar y necesitamos ayudas directas como se están dando en Europa», ha reclamado Teresa González, gerente de un bar de Tomelloso, quien afirma que es imposible hacerse cargo de los gastos sin poder trabajar, y quien pide que al menos les quiten los impuestos que aún tienen que pagar aún estando cerrados.



Para Teresa, se trata de una situación insostenible no solo por estos impuestos, sino porque deben hacer frente al pago de los alquileres, «que son muy elevados, por lo menos en nuestro caso en Tomelloso», así como a los suministros y «dar la cara» con los empleados que no están cobrando el ERTE.

Desde el sector piden que se les escuche y que les dejen abrir, ya que sin trabajar continúan teniendo gastos pero no ingresos, y no están llegando ayudas para paliar esta situación. De momento, Teresa ya ha advertido que seguirán saliendo a reivindicar sus derechos laborales hasta que la situación cambie o hasta que se lo prohíban.



El caso de Fernando Rubio, dueño de dos locales de Tomelloso, es muy parecido. «Tengo 7-8 obreros conmigo y van a tener que ir al despido porque es imposible seguir con esta situación», afirmaba, quien se ha mostrado indignado al ver que la hostelería parece ser de los únicos sectores que no se encuentran trabajando.

«Está trabajando todo el mundo menos nosotros, como si fuéramos los culpables, cuando probablemente seamos uno de los sitios donde más seguro puedan estar», afirmaba. Tras la prórroga de otros 10 días, Fernando advierte que no van a poder seguir adelante durante mucho tiempo más, y que tenían todo preparado para poder abrir este lunes. Además, reivindica que tras otro palo más, no sabe qué hacer, y reclama que el sector hostelero no recibe ni ayudas ni indicaciones, solo condiciones.



De momento, ya ha habido bares y restaurantes que se han visto obligados a cerrar definitivamente por no poder superar esta crisis, y sin duda serán muchos más si el sector continúa sin recibir ningún tipo de ayuda.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre