Salones Epilogo

trajes-regionales-faena-3

El Grupo Folklórico Manantial del Vino, que ha cumplido 30 años de vida, es un referente del folklore, las tradiciones y la cultura popular, no solo de Tomelloso, sino de toda La Mancha. Desde su creación organiza el Festival Internacional de Folklore “Ciudad de Tomelloso”, la antesala de la Feria de Tomelloso, que se celebra el fin de semana anterior al inicio de la semana grande tomellosera.


Bodegas Verum

Charlamos con su presidente, Jesús Francisco Moreno Serna, que a la vez lo es de la Federación Castellano-Manchega de Asociaciones de Folklore. Jesús es un enamorado del folklore, lo defiende con vehemencia pues es su vida. Habla rápido, mirando a la cara, con franqueza, intentando transmitir la grandeza de “Manantial del Vino” y la importancia de las jotas, las seguidillas, los fandangos, o la blusa manchega.

Asegura Jesús Francisco que la Federación Castellano-Manchega de Asociaciones de Folklore «somos el primer colectivo cultural de la región, sesenta y cinco grupo ahora mismo. Somos quien convoca a más gente en el mayor número de actos. Casi todos los fines de semana.»


Todobricolaje.com 400×400

El Grupo Folklórico “Manantial del Vino” nació en 1984, el grueso de los miembros masculinos del Grupo “Virgen de las Viñas”, se va a la “mili” y cuando vuelven éste ha cesado su actividad. A raíz de que Alfonso Cuesta lo dejó deciden crear una agrupación folklórica «pero Virgen de la Viñas ya no existía».

Los fundadores del Grupo fueron Leocadio Ortiz, como presidente y Jesús Francisco secretario «están con nosotros también Alejandro Román, Ana Eugenia Albiñana, José Luis Gallego, Jesús Martínez y poco más… los demás los reclutamos nosotros. Empezamos a trabajar con el grupo en 1983. Comenzamos a buscar miembros, tuvimos la suerte de encontrar un buen filón en el barrio San José Obrero… Entre ellas mi mujer.»


Univergy – Inline

Los grupos folklóricos, pensamos nosotros, vienen de los Coros y Danzas, y así se lo cuestionamos a nuestro interlocutor, dando un salto hacia atrás en la charla. «Nosotros no venimos de ellos, hemos bebido en esas fuentes, pero no directamente. Nuestros profesores han sido Alfonso Cuesta, que era un artista, no se le ha reconocido nunca la labor y la imaginación que tenía. Alfonso le imprimió a nuestros bailes el carácter más tomellosero. Alfonso inventó mucho. Iba al campo a hablar con los gañanes, era una persona muy imaginativa, pero sobre todo, muy receptiva. Aquello que aprendía lo adaptaba, él el baile y con Justo Martínez “Mesas”, la música. Como digo, aprendimos de Alfonso Cuesta y Vicente Morales nos imprimió un carácter especial… y también las hermanas Masó.»

Tras un año de trabajo decidieron presentar el grupo en la Romería de la Virgen de la Viñas de 1984.


SAT San Jose

Resulta extraño, pero sobre todo de agradecer, que en los años de “La Movida”, un grupo de jóvenes apostasen por algo, digamos, tan carca o tan pasado de moda como” las jotas”. «No era tanto el rechazo. Por ejemplo, en la Federación que presido, hay grupos que solo son chicas, porque hay pueblos en los que aún creer que estar en esto y bailar es de niñas. Mi hijo baila y muchísimos más. Lo difícil es sacar un grupo de folklore en un pueblo como el nuestro, que de tradición ha tenido poco. Nosotros como tradición solo tenemos la Virgen de las Viñas, que lleva sesenta y tantos años con su romería y la feria. Crear un grupo de folclore en un grupo sin tradiciones era complicado, pero lo creamos».

manantial del vino 3


Univergy – Inline

Y también crearon desde el primer momento el Festival Internacional de Folclore “Ciudad de Tomelloso”. «Que se celebra en torno a la Feria. Nos cuesta mucha dificultad traer grupos internacionales porque está fuera de todos los circuitos. Yo quiero hacerlo cuanto más cerca de la feria mejor».

Y charlamos de este prestigioso certamen que se celebra este fin de semana «Es el 34, de los cuales nosotros hemos organizado 31. Nosotros iniciamos el festival gracias a Ángel Luis Cabañas, concejal de Cultura de entonces. Empezamos en la Plaza del Carmen, cobrando entrada. Comenzamos con el cuarto ya que vimos en libros de festejos antiguos que hubo una tercera edición. ¿Por qué va la gente al festival? Mantenemos la fecha y el pueblo se ha acostumbrado».



En el primer repertorio «nuestros primeros bailes fueron aprendidos con Alfonso Cuesta… Y las hermanas Masó, que nos enseñaron la seguidilla de Tomelloso. También Vicente Morales nos enseñó cuatro o cinco bailes que resultan muy particulares».  En principio era folklore tomellosero. «Luego hemos ampliado el repertorio a toda la región. Hemos convivido a través de la Federación con grupos de toda Castilla-La mancha. Además, en las Jornadas Regionales se pone en común un baile. Hemos aprendido la jota de Alcolea de Calatrava, el fandango de Villarrubia —ellos llevan la jora rabiosa de Tomelloso—; ahora hacemos una rondeña muy bonita de Navalcán de Toledo. Tenemos una jota muy bonita de Calzada de Calatrava y hacemos un fandango muy particular de allí, de Calzada. Hacemos las manchegas de Alcázar y ellos hacen las manchegas de Tomelloso».

¿Las manchegas? ¿Pero no son todas manchegas? «Las seguidillas, las manchegas son las seguidillas».


Todobricolaje.com 400×400

«Hemos intentado no inventar, pues hay bastante campo donde aprender. Hemos recuperado la Jota Viñera, la Cruzadilla, las manchegas de Tomelloso. También hacemos una Rondeña de Bodas, la jota de Villarta, el fandango de Villarrubia. Ahora vamos a adaptar el fandango de Tomelloso. Estamos recuperando una rondeña de Tomelloso, muy bonita».

En las estrofas de los cantes está la impronta de la vida manchega de los últimos doscientos años, pensamos. «Aquí la tradición viene muy unida al cultivo de la vid. En Tomelloso viene pareja a las mulas y la vid, a principios del siglo XX. Todos los cantares y los trajes, reflejan aquella época. La vid es cuando Tomelloso se ha unido en un proyecto común».

Nos preguntamos si es mucha la diferencia entre Tomelloso y el resto de las poblaciones manchegas. «Sí. Tomelloso es una ínsula dentro de La Mancha. Nuestro pueblo es muy peculiar y no es netamente manchego. Posiblemente se deba a su reciente creación. Este pueblo se ha hecho a sí mismo y en el último siglo. Aquí no hay escudos ni murallas, todo lo hemos hecho trabajando de sol a sol».

manantial del vino 7

El Grupo Folklórico “Manantial del Vino” se ha mantenido vivo siempre «Hemos ido renovando el grupo siempre, entra un gente sale otra, algunos se casa. Yo no fui el primer presidente, lo fue Leocadio Ortiz, a este le siguió Lucio Carrasco. Tenemos una escuela de folklore que estos últimos años se ha sustentado en la Universidad Popular, pero que últimamente está fuera de ella. No cobramos nada por asistir. Hemos llegado a tener dos grupos infantiles, ahora tenemos 50 niños y niñas».

Actualmente el cuerpo principal del Grupo lo componen 60 personas, «Hay mucha gente que ha pasado por el grupo y que se sigue considerando parte de él. Pero esto es muy sacrificado, para hacer una actuación digna se necesitan muchos ensayos. Hay muchas familias que han salido de Manantial de Vino, matrimonios que sus hijos forman parte del grupo. Es un orgullo que después de 31 años mi hijo está ahí e hijos de muchos de los componentes del grupo».

Le cuestionamos a Jesús que si, echando la vista atrás, merecen la pena los sacrificios y el dedicar toda una vida de manera altruista, además al folklore y las tradiciones. «Creo que sí… Sí. Ha merecido la pena dedicar mi vida a esto, a crearlo. Esto ha sido mi vida y lo sigue siendo. Sé que me he excedido, algunas veces en la defensa de mi pueblo y Manantial del Vino. Además, la vida de mucha gente gira alrededor de Manantial de Vino, otro motivo de orgullo».

Es folklore une a los pueblos, es el eslogan del grupo —y de todos— «Enriquece mucho, la mente, la vida. El folklore es todo. Además, nosotros podemos regalar folklore y cultura, en cantidad. Hay que sentirnos orgulloso de pertenecer a estos colectivos que nos enriquecen».

Manantial del Vino ha obtenido infinidad de premios y galardones a lo largo de estas tres décadas, desde sus orígenes. En 1985 obtuvieron el Primer Premio Villa de Trillo. En 1986 en el  Festival Folklórico «Campo de Calatrava» en Argamasilla de Calatrava quedaron también primeros.  Han recorrido toda Europa llevando el folklore de Tomelloso. También ha recibido el reconocimiento de las instituciones y colectivos de Tomelloso como el premio Populares de la Revista Pasos y el Viñador del Ayuntamiento de Tomelloso.

manantial del vino 6

EURO CAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here