Salones Epilogo

Montse Jiménez

El próximo 11 de junio, sábado, se celebrará en el Centro Cívico de Alcázar de San Juan el coloquio “Cáncer de mama, ¿y ahora qué?” El acto contará con la presencia del consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz; la gerente del SESCAM, Regina Leal; Rosa Castro, responsable del Plan Dignifica; las Gerencias de Alcázar y Tomelloso; las Asociaciones contra el Cáncer de Tomelloso, Alcázar y Criptana y representantes de los Ayuntamientos.  Participarán profesionales médicos del Hospital de Alcázar de San Juan, cirujanos plásticos del Hospital de Albacete, nutricionistas y monitores de zumba y Chu Kung.


MANCHATEL – FIBRA ORGANGE INLINE

Este evento médico “que tiene como única finalidad la ayuda del paciente” y en el que recomiendan “asistir con ropa y calzado deportivo” está organizado por una mujer, Montserrat Jiménez García, según aseguran los carteles del acto “como representante de un importante colectivo de afectadas de CA de mama las “Supernenas”.

La Supernenas


DipuCR – Sabores del Quijote

Esta es una idea que nació de Montse, de las vivencias que ha tenido «como sufridora de la enfermedad». Montse nos parece muy joven «sí, empecé con 37 años. He  padecido cáncer y estoy todavía en tratamiento de curación. Por eso tengo el pelo tan corto». Ella lidera un grupo de mujeres sufridoras de la misma enfermedad «en quimioterapia conocí a mucha gente y me acerqué a ellas». Así nacieron las “Supernenas”  «es una especie de grupo de autoayuda. Me di cuenta que eran jóvenes que estaban pasando por lo que yo había pasado y que las podía ayudar».  Así, Montse se rodeó de las mujeres que le trasmitían cosas interesantes «y un día decidí juntarlas a todas. Son mujeres de diferentes localidades que no se conocían entre sí. Bueno, algunas de oncología y otras de cirugía reparadora de otros hospitales». El caso es que se juntaron a comer «en Tomelloso, claro, yo soy de aquí. Y así nacieron las “Supernenas”».

Empezaron 17 mujeres y ya son 65. Intentan que todos los meses se lleve a cabo una quedada que organiza la propia Montse. «La gente colabora desinteresadamente. No hay por medio ningún tema de dinero».  Montse Jiménez pertenece a la Asociación Española contra el Cáncer «pero esto es un grupo que he creado y que no quiero que se convierta en asociación. No quiero pedirle a nadie dinero, quien quiera colaborar lo va a hacer desinteresadamente, sin pedir nada a cambio. Quiero pensar que todavía hay gente buena».


AYTO – Tomelandia 2018

Las “Supernenas” actúan como un grupo de autoayuda ya que «unas están empezando y otras están terminando, van a seguir los pasos que nosotros vamos dando». Así pueden explicar su experiencia porque «nos surgen mil dudas y mil miedos». De ahí, de las “Supernenas” —que como no podría ser de otra manera también es un grupo de Whatsapp—  nació la idea de este proyecto que nos presenta Montse.

Montserrat, cuando junta a las Supernenas les transmite su vivencia en el tratamiento de quimioterapia «lo he vivido a tope, solo me quedaba en mi casa cuando el tratamiento me dejaba hecha polvo». Nos asegura que la autocompasión no tenía lugar en su planteamiento «yo tenía claro que de esto iba a salir y que en mi casa sentada y quejándome no iba a estar». Es que —nos relata con una vehemencia conmovedora y una sonrisa inmensa— que durante el tratamiento hizo más cosas que en toda su vida. «Decía, voy a hacer esto no sea que me muera y me quede con las ganas».  


DIPUCR – Tu mejor compra

El peor día de su vida

Le preguntamos a Montse por lo que sintió cuando recibió el diagnostico «se suponía que yo no tenía nada y el día que me lo dijeron lo recuerdo como si fuese ayer. Me ahogaba, el médico me hablaba y yo estaba en shock. Recuerdo cuando me dijo “es malo”, y encima estaba sola, porque como no era nada fui sin compañía, como quien va a la farmacia a por pastillas juanola. Deambule hora y media por el Hospital de Tomelloso con un cerro de papeles en la mano. Fue un infierno, el peor de los infiernos». Fue el peor día de su vida y además «no pensaba en mí, pensaba en mis hijos a los que no volvería a ver».


DipuCR – Sabores del Quijote

Pero, nos cuenta, enseguida le dio la vuelta a esa situación. Primero se preguntaba por qué le había pasado a ella, que nunca ha fumado ni ha bebido. «Primero ves la enfermedad como una gran putada, algo que tienes que dejar de lado. Si la ves así no evolucionas, te quedas estancada y rondándole a tu dolencia». A partir de ahí comenzó a buscarle la parte positiva a las cosas, a tener experiencias que hasta entonces no había tenido y a conocer a personas maravillosas «de las que he aprendido mucho»  y que le han infundido «valores positivos». De tal manera que se ha convertido en otra persona que piensa que «la vida es más simple de lo que parece. Nos complicamos de más. Además, las cosas no pasan por casualidad». Asegura, además, que es necesario desprenderse tanto de situaciones como de personas «tóxicas».

Montse califica al cáncer como «la peste del siglo XXI» y a todos nos pilla de cerca. Asegura que «es una pasada que cada vez se diagnostica en mujeres más jóvenes, entre 23 y 50 años. ¡Veintitrés años! Es una pena».


Imprenta Osuna – Navidad

coloquio

Mostrar carencias, eliminar fallos y reforzar el sistema de salud



La actividad que se va a llevar a cabo el sábado  tiene como objetivo «mostrar las carencias, eliminar los fallos y reforzar el sistema de salud que tenemos». Monserrat previó que le iba a «costar sudor y lágrimas, porque a una persona tan pequeña, luchar contra algo tan gordo, me está costando lo mío». Así, ha querido “juntar” a todos los especialistas que participan en el proceso de la enfermedad. Destaca la receptividad encontrada y pone como ejemplo la asistencia del consejero de Sanidad y la gerente del SESCAM.

Así, el coloquio va a contar con especialistas en ginecología, oncología, rehabilitación psicoonocológica, cirugía plástica y reparadora, nutrición y profesionales de la relajación. Con este encuentro Montse pretende que «se solucione lo que no nos solucionan». Y lo que no les solucionan es, en primer lugar, «cuando acabas el tratamiento te mandan a tu casa y ya está. Y tú eres otra persona, tiene limitaciones físicas y emocionales. ¡Pero ahí te dejan! Te han achicharrado con la quimioterapia y estás medio loca, pero ya no hacen más». También reclama un trato digno y de humanidad «quiero que mi médico me hable a la cara, mirándome a los ojos cuando trate de algo en lo que se va mi vida, que no miren a una pantalla. Sé que los médicos están saturados, pero buscamos su mirada como algo a lo que agarrarnos y no la encontramos».

En cuanto al resto de la gente nos pide «que no me compadezcan. No lo hago yo, ¿por qué me va a compadecer nadie?». Lo que también le molestaba mucho a Montse cuando empezó era que  «me pasaran la mano y me dijeran “¡Ay hermosa, con lo joven que eres!” Eso es una puñalada trapera». Otra de esas aristas es el tiempo que trascurre entre el diagnóstico y la explicación del alcance del mismo «no sabes si te vas a morir o vas a vivir. Ese es el peor momento de la enfermedad».  Montse va a pedir que es ese proceso se ponga algún tipo de refuerzo.

Lo que se hace con el corazón siempre sale bien

Durante nuestra charla Montserrat Jiménez quiere agradecer a las empresas que han hecho posible que este coloquio pueda tener lugar, «Ramarsán, Panaderos J. Sánchez, Soleras Tomelloso, Pelucas Boreal, Eroski y Alfredín». Nos explica, con la vehemencia de la que ha hecho gala, que no quería que el acto se llamase “jornadas”  y que ha pretendido que todos estén a la misma altura física, sin tarimas, ni mesas, por ellos va a tener lugar en una sala con las sillas en círculo «para que haya más cercanía y humanidad». Además, la petición de que se asista con ropa y calzado deportivo es porque «al final bailaremos todos juntos».

Para acabar nos asegura que «voy a demostrarle a la gente que, sin dinero, y con ganas es capaz de hacer en la vida lo que quiera», que el dinero y el poder no lo controla todo «aquí hay una persona que no es nadie y se ha embarcado en esta locura que está logrando». Remata  señalando que «si te lo propones, puedes» ya que «lo que se hace con el corazón siempre sale bien»

EURO CAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here