Salones Epilogo

Colectivos LGTBI de Castilla-La Mancha, que han dicho sentirse «profundamente indignados» al recibir la noticia de que ninguna ley será enviada a las Cortes, han afeado al portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha, Nacho Hernando, «su discurso paternalista» y le han dicho que «no son moneda de cambio de nadie».

«No somos rehenes de ningún partido político pero sí de las falsas promesas del Gobierno de Castilla-La Mancha», ha indicado en nota de prensa la asociación LGTBI ‘Bolo-Bolo Castilla-La Mancha’, que ha reaccionado de este modo después de que el portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha denunciara que con la Proposición de Ley (PL) de Igualdad Social, de Trato y No Discriminación por Orientación Sexual e Identidad de Género que Podemos ha presentado en las Cortes de Castilla-La Mancha está usando a las personas de este colectivo como «rehenes» para «chantajearles».


Vinicola Inline

«Lejos de sentirse rehenes de un partido político», los colectivos dicen sentirse «personas presas» de un Gobierno que ha incumplido las promesas que hizo el 17 de mayo de 2016 durante el acto celebrado en las Cortes de Castilla-La Mancha con motivo de la celebración del Día Internacional contra la LGTBIfobia por parte de secretaria primera de las Cortes de Castilla-La Mancha, Josefina Navarrete.

«La Proposición de Ley de Igualdad Social, de Trato y No Discriminación por Orientación Sexual e Identidad de género no es una ley de un partido político. Es la ley que ha nacido fruto del trabajo y del consenso de la mayoría de las asociaciones LGTBI de Castilla-La Mancha», han insistido los colectivos, que se oponen a que se les tache de «rehenes, de monedas de cambio o escudos humanos».



Tras insistir en rechazar el «discurso paternalista», han manifestado que son personas capaces «de tomar sus propias decisiones y que después de décadas de lucha no van a dejarse usar por ningún partido político».

«Los colectivos no dan crédito a que una ley que pretende garantizar plenamente la igualdad real y efectiva de los derechos de las personas lesbianas, gais, bisexuales, trans e intersexuales suponga un problema para el grupo del Gobierno (históricamente partidario de la lucha por los derechos de las personas LGTBI) cuando la realidad es que en numerosas ocasiones se les trata como a ciudadanos y ciudadanas de segunda clase llegando incluso a suponer la pérdida de trabajo debido a su condición afectivo-sexual y de género o la migración a otra Comunidad Autónoma», han condenado.


GFIMA Inmobiliaria

Por último, las asociaciones LGTBI han reclamado al Gobierno que sea «un Gobierno digno porque no es cuestión de chantaje ni de presión, ni mucho menos una oportunidad electoralista, sino de aprobar una ley que está por los Derechos Humanos y la Igualdad real de todas las personas que conviven en Castilla-La Mancha».

EURO CAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here