17 C
Tomelloso
miércoles, 15 mayo

IU C-LM espera confeccionar confluencia y avanza que el nombre será una matriz común con «apellidos» municipales

Crespo se desmarca de Gascón sobre el veto a Page o la obligatoriedad de entrar en un gobierno del PSOE si son necesarios para ello

El coordinador regional de IU en Castilla-La Mancha, Juan Ramón Crespo, ha mostrado su intención de que las negociaciones del proceso de confluencia con Podemos y otras organizaciones a nivel autonómico y municipal lleguen a buen puerto «cuanto antes». «Tenemos que ser honestos, hemos empezado tarde, se debería cerrar cuanto antes mejor, porque tenemos la voluntad de dar a conocer la denominación, la marca y la propuesta».

En todo caso, ha recalcado que «el debate que interesa a los ciudadanos es el programa» y no los nombres, «pero la marcha de la confluencia va bien y se está avanzando».

Así, en cada municipio se está trabajando de forma independiente cada confluencia y cómo aglutinar una unidad popular, «con avances importantes que en breve se irán anunciando» para dar a conocer el formato con el que se quiere evitar «el avance de la ultraderecha».

NEGOCIACIÓN A LA PAR

Según ha precisado, las listas se están confeccionando de manera paralela, tanto las autonómicas como las locales.

Si bien a nivel regional se han sentado a negociar Podemos, Equo, Más País y PCAS, en los ámbitos municipales habrá libertad para que cada territorio abra el abanico con otras entidades o agrupaciones de electores.

Con todo, lo que se pretende en todas las plazas «no es una coalición de partidos, sino buscar una estructura donde luego se incorporen compañeros a título individual».

Bogas Bus

«Pretendemos ilusionar a los que ilusionamos en 2015 y se quedaron en casa en 2019», ha abundado Crespo, quien ha insistido en que todo el proceso quedará amparado en una denominación que englobe al proyecto tanto a nivel regional como en los municipios.

Y todo con una marca que «identifique a todos» como matriz, para luego poder otorgar en su caso y si fuera necesario un apellido propio en cada envite municipal, pero con el objetivo último de «ser referente de una izquierda transformadora y progresista».

Se buscará por tanto «una denominación que identifique a todos» como paso previo a colocar los nombres municipales, que tendrán potestad e independencia.

EL «MÚSCULO» DE IU PARA LLEGAR AL 85 % DE LA POBLACIÓN

El punto de partida para Izquierda Unida es ahora prestar a la confluencia todo su «músculo» municipal en forma de agrupaciones locales, alcaldes y concejales para poder conformar candidaturas en un territorio que represente «cerca del 85%» del total de la población castellanomanchega.

Inma Delgado Fotografía New Born

Crespo ha recordado que en las candidaturas de 2019 Podemos tuvo más peso en las listas autonómicas, toda vez que venía de contar con dos parlamentarios propios en las Cortes de Castilla-La Manca y «era lógico que se respetara su hegemonía».

De la misma forma, IU hizo valer su propia hegemonía, en este caso en las candidaturas municipales, y «sobre esos ejes pivotaron aquellas negociaciones».

Diputación de Ciudad Real

Ahora, en cambio, «lo que se está viendo es a los mejores candidatos en cada municipio y también para las elecciones autonómicas».

«Esa será la conclusión, ver las personas más idóneas para cada candidatura. No tener en cuenta la idoneidad de cada candidato sería meterse un tiro en el pie. Hay que tener inteligencia para poner a los candidatos más indicados», ha señalado.

¿GASCÓN O CRESPO?

Sobre si será el líder de Podemos, José Luis García Gascón; o él mismo quien encabezará la candidatura como aspirante a la Presidencia del Gobierno regional -únicos que hasta ahora se han ofrecido-, ha reparado en que puede haber más personas dispuestas a colocarse en el puesto de salida.

«No es por no responder de forma directa, pero estamos intentando preparar una lista para solucionar los problemas de Castilla-La Mancha», ha dicho Crespo, que ha recordado que en las últimas autonómicas, el entonces líder de Podemos, José García Molina, fue el candidato desde la circunscripción de Toledo mientras que el líder de IU se ubicó de salida en la provincia de Ciudad Real. «Tendremos que colocar a las personas en los sitios más idóneos».

El método para poner en marcha la lista será, según ha recalcado, «el consenso», con el objetivo de «volver a ilusionar a todas aquellas personas que se comprometieron y que ahora no estaban tan activos» para dar su voto a la suma de fuerzas de izquierdas.

Esa «activación» pasa, según el líder de izquierdas, por conseguir dar muestra de una actuación «de forma unitaria» que proponga «anteponer la solución a los problemas a las personas».

NO VETARÍA A PAGE COMO PRESIDENTE

Después de que el líder de Podemos, José Luis Gascón, propusiera vetar a Emiliano García-Page como presidente de Castilla-La Mancha en el caso de el PSOE necesitara a la confluencia como apoyo para la investidura, Juan Ramón Crespo se ha desmarcado de esta posibilidad, asegurando que desde IU no se va a vetar a personas.

Su intención es «condicionar el trabajo del Gobierno para beneficiar a los vecinos», por lo que la condición a la hora de participar en un Ejecutivo «no sería si Page tiene que ser o no presidente», sino comprometer políticas como una Ley de Vivienda o la mejora de rentas de inserción.

«Ese sería el condicionamiento, no vetaríamos la decisión de un partido y tampoco lo admitiríamos por parte de nadie. Condicionaremos el apoyo de la confluencia a las políticas que hay que sacar adelante y seremos exigentes», ha avisado.

También se ha alejado de otro de los planteamientos enunciados por García Gascón al respecto de la necesidad de entrar en un hipotético gobierno desde el principio de la legislatura.

«No hablaríamos de esas condiciones, pero sí hablaríamos de inserción, de vivienda o de dotar adecuadamente la Consejería de Igualdad, que son elementos importantes. Pero ahora yo no sé dónde poner la raya, lo que tenemos que conseguir primero es el apoyo de los ciudadanos», ha rematado.

En todo caso, propone no solo saber explicar la forma en la que se entraría en un posible gobierno, sino también las premisas para abandonarlo si fuera necesario.

Para ello, plantea «tener acuerdos firmados y calendarizados» y, en caso necesario, saber explicar por qué se abandona la mesa del Consejo de Gobierno. «Si no se cumplieran los acuerdos firmados no tendría sentido desgastarnos».

MÁS AFILIADOS Y UN GRAN ACTO ELECTORAL

Por último, Juan Ramón Crespo ha hablado de la inminente campaña electoral, confiando en que por Castilla-La Mancha puedan pasar los «principales referentes de la organización», como la vicepresidente segunda del Gobierno, Yolanda Díaz.

«Para nosotros sería un gran espaldarazo», ha aseverado Crespo, quien ha deslizado además que «cada vez se va arrimando más gente a Izquierda Unida».

+ Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí