El Santuario de Pinilla pasa por «chapa y pintura». Tras varias semanas de trabajo, se han llevado a cabo varias reparaciones realizadas en la cubierta de la ermita. Finalmente, el resultado final ha sido satisfactorio, en una intervención en la que el Ayuntamiento ha colaborado con una aportación de 35.000 €. Nuevas reparaciones para acoger en mejores condiciones a nuestra patrona, la Virgen de las Viñas.

Se trata de una actuación necesaria por el deterioro que sufría la cubierta de la ermita como consecuencia del paso del tiempo. Las obras han tenido una duración de dos meses y han consistido en la reposición del hormigonado, el cambio de teja y la reparación de los canalones.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí