El delegado del Gobierno de España en Castilla-La Mancha, Francisco Tierraseca, ha hecho un llamamiento para que los asentamientos de inmigrantes no se utilicen «como bolsa de mano de obra ilegal» y ha expresado la preocupación porque se siga dando esta situación, que cada vez es «más puntual», y pide la colaboración de todos para que puedan desaparecer.

Tierraseca ha presidido este lunes la ‘Comisión regional para la ordenación, coordinación, e integración sociolaboral de los flujos migratorios laborales en campañas agrícolas’, para analizar las pasadas campañas de vendimia, ajo, melón y sandía y preparatoria de las próximas, entre las que destaca la recogida de la aceituna.

En la reunión, a la que han asistido además de la Administración Central del Estado, la viceconsejera de Empleo, Diálogo Social y Bienestar Laboral de la Junta de Comunidades, representantes de la FEMP-CLM, de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, sindicatos y organizaciones agrarias, el delegado del Gobierno ha agradecido la coordinación de todas las instituciones y el sector agrario para lograr unas campañas agrícolas cada vez más ordenadas y entre todos poder solucionar los problemas puntuales que se puedan presentar, según ha informado la Delegación del Gobierno en nota de prensa.

Ante las próximas campañas agrícolas destaca la recogida de la aceituna, que se inicia en estos días, y con los datos expuestos en la reunión, los demandantes de empleo del sector agrario inscritos en las oficinas de empleo de la región suponen un número suficiente para hacer frente a la demanda de mano de obra.

Tierraseca ha expresado su compromiso y oferta de diálogo permanente con las organizaciones agrarias y los representantes sindicales que -tal y como ha quedado de manifiesto en la reunión- está dando sus frutos y así se constata cada año, puesto que se da soluciones a los planteamientos del sector.

El delegado del Gobierno ha pedido al representante de la FEMP-CLM que traslade su agradecimiento a los ayuntamientos de la región que cada vez en mayor número se implican en proporcionar alojamientos dignos a los temporeros.

En la reunión también se ha hecho balance de la pasada campaña de la vendimia. Así, Francisco Tierraseca ha resaltado que la contratación de trabajadores extranjeros se realiza mayoritariamente con personas residentes en España de forma permanente, que dan solución a la demanda puntual de trabajo para las campañas agrícolas. En concreto, en la pasada vendimia la contratación de trabajadores extranjeros superó al número de trabajadores españoles.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here