La exalcaldesa de Puertollano (Ciudad Real) y ministra de Política Territorial y portavoz del Gobierno de España, Isabel Rodríguez, ha cedido este jueves la vara de mando de la Alcaldía de la ciudad industrial a su sucesor Adolfo Muñiz, quien la ha recogido emocionado y enfatizando que inicia su nueva responsabilidad con «orgullo, responsabilidad, entusiasmo y entrega» y en la convicción de que Rodríguez seguirá «apoyando» el proyecto de ciudad de Puertollano desde su nueva posición en el Consejo de Ministros.

Tras la renuncia de Rodríguez, formalizada en un pleno urgente el pasado domingo, Muñiz se ha convertido en el octavo alcalde democrático de Puertollano en el transcurso de una sesión extraordinaria de la corporación celebrada a las 20.00 horas en el auditorio Pedro Almodóvar, precisamente sobre las tablas que tantas veces pisara como director de la coral polifónica y del conservatorio.

En la votación ha salido adelante, tal y como estaba previsto, la propuesta de Muñiz a instancias del grupo municipal socialista, con los votos de PSOE y su socia de gobierno Izquierda Unida, frente a los votos del resto de grupos de oposición, Ciudadanos, Partido Popular, Vox y Partido Ibérico Íber, que han votado a sus respectivos candidatos.

Tras la toma de posesión y el pronunciamiento de la fórmula de promesa, Muñiz ha leído un discurso en el que se ha reafirmado en su compromiso con el pueblo de Puertollano y ha subrayado su aspiración de «continuidad» en la gestión municipal.

Así, ha destacado que su objetivo será velar por el interés general y seguir en la senda del «nuevo impulso» que inició la exalcaldesa. Tras agradecer la generosidad de los compañeros de la lista electoral que han tenido que renunciar para facilitar su elección, y destacar el apoyo de Izquierda Unida, ha avanzado que plantea su acción de gobierno «sumando a todos», oposición y ciudadanía, en un «proyecto común», desde el consenso y el entendimiento.

«Seré el alcalde de todos y todas», ha reiterado, no sin lanzar un guiño a la «valía y capacidad» de los empleados municipales, con los que el equipo de Gobierno mantiene un pulso laboral desde hace meses.

Muñiz ha explicado que sus prioridades, en sintonía con la primera parte de la legislatura, serán la promoción empresarial, la creación de infraestructuras que avancen en un modelo de ciudad sostenible y amable con el peatón, y tender puentes de diálogo y de participación ciudadana.

También se ha referido a proyectos que han supuesto un marchamo en la gestión socialista en los últimos dos años: la apuesta por Puertollano como polo del hidrógeno verde en el sur de Europa, la captación de inversiones de economía circular, la ejecución de los proyectos urbanísticos EDUSI y el impulso de una Formación Profesional de calidad.

Ha aludido asimismo al papel que desempeñará la «alianza» con otras instituciones, como el propio Gobierno de la Nación gracias a la presencia de Isabel Rodríguez en el Consejo de Ministros. En este sentido también ha agradecido el compromiso mostrado por el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, y el presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero.

La ministra Isabel Rodríguez, que ha declinado hacer declaraciones a la prensa para no restar protagonismo al primer edil, ha querido apoyar personalmente a Muñiz, quien se ha visto arropado entre el público por numerosos familiares, amigos y compañeros de partido. Todos le han dedicado un prolongado aplauso tras su investidura.

También han estado presentes en el patio de butacas el presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero, y la consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha, Blanca Fernández, entre otros representantes políticos, institucionales, sociales y empresariales.

En declaraciones a los periodistas, la consejera Blanca Fernández ha deseado mucha suerte al nuevo alcalde, a quien ha definido como una persona «dialogante, con mucho talante y mucho talento». La consejera ha subrayado que Puertollano «va a seguir contando con toda la implicación del Gobierno de Castilla-La Mancha, porque está llamado a ser el motor de la región en materia de economía circular».

En los mismos términos se ha expresado el presidente de la Diputación de Ciudad Real, José Manuel Caballero, quien ha hecho un llamamiento a la oposición para que trabaje desde un frente común por el bienestar de la ciudadanía de Puertollano. «Es un buen principio olvidar el interés partidista y poner por delante los problemas de los ciudadanos; Adolfo es un hombre generoso y al tender la mano a la oposición puede abrirse una nueva etapa de colaboración que aproveche las potencialidades de Puertollano», ha concluido.

Adolfo Muñiz Lorenzo nació en León el 15 de diciembre de 1964 y es diplomado en Magisterio y licenciado en Psicopedagogía. Profesor de conservatorio de música e históricamente vinculado al PSOE y al sindicato UGT, ha sido director provincial del Servicio Público de Empleo de Ciudad Real, responsabilidad que aparcará para dedicarse de lleno a la Alcaldía.

Entró como número 4 en la lista electoral de Isabel Rodríguez. Tras la victoria socialista ha ocupado algunas de las áreas más relacionadas con la administración interna municipal, y ha ostentado la portavocía del grupo socialista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here