El consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, ha asegurado este jueves que, gracias a la marcha de campaña de vacunación contra el COVID-19, Castilla-La Mancha alcanzará la inmunidad de rebaño entre los días 12 y 14 de agosto.

Durante la presentación en la localidad toledana de Torrijos de la nueva flota de ambulancias del Grupo de Empresas ‘San Román’, Fernández Sanz ha recordado que el Sescam ya ha administrado dos millones de vacunas a la población, y que más de 1,1 millones de personas cuentan con una dosis y más de 820.000 con la pauta completa, el 46% de los castellanomanchegos. «Quedan apenas 24 puntos para conseguir la inmunidad de grupo y en un mes se conseguirá», ha reiterado.

En este contexto ha destacado que Castilla-La Mancha es la comunidad autónoma con menor incidencia de la pandemia, con 70 casos por 100.000 habitantes a 14 días y apenas 40 a 7 días.

«Aunque crezca la pandemia, nuestra posición nos permitirá seguir estando por debajo de la media y destinar esfuerzos a otros servicios sanitarios», ha valorado, argumentando que está cobrando «menos peso» el número de casos en la asistencia sanitaria, toda vez que el 90% de nuevos positivos se registran en personas de entre 15 y 39 años, a las que ya se ha empezado a vacunar, y las personas más vulnerables ya están vacunadas.

Así, ha indicado que Castilla-La Mancha cuenta solo con 16 personas ingresadas en UCI, el número más bajo en 15 meses tras tener casi 500 pacientes en cuidados intensivos; y otras 54 en cama convencional.

Respecto al nuevo sistema de autocita puesto en marcha este miércoles, el consejero ha reconocido que se han detectado «problemas», entre otros aspectos derivados de la falta de vacunas en centros ambulatorios, pero ha destacado «las ganas» de la población por vacunarse tras registrarse 20.500 autocitas desde la tarde del miércoles.

El consejero ha valorado esta herramienta y otras en la lucha contra el virus, como los centros de vacunación masiva, que han ayudado a que el sistema sanitario regional pueda recuperar su capacidad asistencial para todos los servicios.

VARIANTE DELTA

En un acto posterior, tras la reunión que ha mantenido el presidente regional, Emiliano García-Page y el alcalde de Albacete, Emilio Sáez, el titular de Sanidad –presente en ese encuentro– ha vuelto a pedir responsabilidad, cuidado y lavado de manos, así como «paciencia» y comprensión.

Según ha explicado, aunque todos los datos de la región permiten «albergar esperanza» y hablar de una «situación de normalidad en los próximos meses», sí se espera «cierta subida» de los casos.

A preguntas de los medios, Fernández Sanz ha explicado que la variante Delta del coronavirus está teniendo una «incidencia muy baja» en la región, por debajo del 2 por ciento, algo que esperan que se mantenga así, aunque «es fácil que con la movilidad esto vaya creciendo».

«Tenemos un porcentaje alto de variante británica, pero no de la Delta», de la que la región lleva tiempo con un nivel bajo, ha destacado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here