El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico ha dado luz verde a un nuevo trasvase desde los embalses de Entrepeñas-Buendía, a través del Acueducto Tajo-Segura, de 16,2 hm3 para el mes de enero, según publica el Boletín Oficial del Estado (BOE).

En la orden ministerial, se explica que de estos 16,2 hectómetros cúbicos, los primeros 7,5 se destinarán al abastecimiento urbano y otros 8,7 hectómetros cúbicos irán al regadío. La decisión del volumen se ha tomado teniendo en cuenta la situación del Mar Menor y los efectos que el regadío produce en la laguna, en base a los principios de prevención y precaución que deben presidir la acción de las Administraciones Públicas.


Advertisement

De hecho, el Ministerio ha instado a la Comunidad de Regantes del Campo de Cartagena que, en el ejercicio de su competencia y responsabilidades, ejerza una «adecuada aplicación» de estos recursos hídricos procedentes del trasvase mientras estos estén condicionados por la situación de crisis ecológica en el Mar Menor.

La resolución se ha tomado en base a las reglas de explotación del trasvase Tajo-Segura, que estipulan que en nivel 3 el Ministerio podrá autorizar un trasvase de forma discrecional pero motivada.



El informe del Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (CEDEX) apunta que a fecha de 1 de enero de 2020, el volumen embalsado en Entrepeñas y Buendía era de 572,1 hectómetros cúbicos, y queda un volumen autorizado pendiente de trasvasar de 34,2 hectómetros cúbicos, por lo que resultaría un volumen de embalse efectivo de 537,9 hm3, inferior al de referencia de 602 hm3 correspondiente al mes de enero.

La Comisión ha constatado que los embalses de cabecera siguen en situación hidrológica excepcional o nivel 3, que se inició en el mes de mayo y ha indicado que prevé que este sistema permanezca en la misma situación durante el mes de febrero y que, pase a situación de normalidad hidrológica (nivel 2) a principios del mes de marzo.



El informe del CEDEX refleja asimismo que en los tres meses transcurridos desde el principio del año hidrológico, el total del consumo de las aguas con origen en el trasvase para el regadío ha sido muy semejante al autorizado (12,2 hm3 de consumo habiendo sido autorizado un trasvase para riego de 11,7 hm3).

Además de la consideración de las reservas en los embalses de Entrepeñas y Buendía y de los consumos en la cuenca receptora que refleja el informe del CEDEX, en la decisión final de trasvase se ha tenido en cuenta el avance de resultados de un estudio del drenaje desde el acuífero cuaternario del Campo de Cartagena al Mar Menor que está realizando la empresa TRAGSA.



Dicho estudio adelanta unos valores de la descarga de agua subterránea de entre 5 y 13 hm3 /año con conductividades muy elevadas que alcanzan valores promedio de unos 14.000 /cm y altas concentraciones de nitratos con valores promedio de 148 mg/l que llegan a 700 mg/l en el entorno de Los Urrutias. El buen estado químico de una masa de agua subterránea exige concentraciones de nitratos menores a los 50 mg/l.

En el mismo sentido, también se ha considerado la declaración del mal estado químico de la Masa de Agua Subterránea del Acuífero Cuaternario del Campo de Cartagena, que previsiblemente formalizará la Confederación Hidrográfica del Segura durante el próximo mes de febrero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here