33.1 C
Tomelloso
domingo, 14 julio

Cooperativas Agro-alimentarias C-LM prevé un aumento del 11 % en la producción de aceite de oliva para la siguiente campaña

La producción para la campaña 2023-2024 no llegará a las 75.000 toneladas de aceite de oliva

Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha prevé una producción de aceite de oliva para la presente campaña inferior a las 75.000 toneladas, un 35% por debajo de la producción media de los últimos 5 años, y tan solo un 11% por encima de la campaña anterior, la más baja de los últimos 10 años.

Así se ha puesto de manifiesto en la asamblea de la Sectorial del Aceite de Oliva celebrada en las instalaciones del Patrimonio Comunal Olivarero de Mora (Toledo), a la que han asistido representantes de más de cuarenta cooperativas olivareras de la región.

En el acto de clausura, el Director General de Cooperativas Agro-alimentarias Castilla-La Mancha, Juan Miguel del Real, avanzaba que la campaña de aceituna será corta tras un año lleno de dificultades y marcado por la sequía que ha condicionado la producción, como ha sucedido con todos los cultivos. Las últimas lluvias caídas son bienvenidas, añadía, ayudando a mejorar el rendimiento y amortiguando el impacto de la falta de lluvia de los últimos meses. Respecto a la entrada en vigor de la nueva PAC, manifestaba que ha sido compleja de aplicar y de tramitar los expedientes, viniendo a confirmar que el impacto en leñosos ha perjudicado a nuestra región.

La campaña de recolección comenzará en breve y se prevé sea “algo mejor que la anterior que fue muy mala en cuanto a cantidad si bien la calidad del aceite será extraordinaria”, afirmaba el portavoz de la Sectorial del Aceite de Oliva, Gregorio Gómez. La sequía y el calor en los meses de cuaja de la aceituna, están entre los motivos de esta reducción de cosecha, argumentó.

La delegada provincial de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Elena Martín Bravo, mostró la satisfacción del gobierno de Castilla-La Mancha al haber cumplido su compromiso de ingresar en las cuentas de agricultores y ganaderos de la región, 225 millones de euros correspondientes a los anticipos de la PAC, de los que 56 millones corresponden a la provincia de Toledo. 

Producción

La organización cooperativa ha hecho una previsión de cara a la campaña 2023-2024, que no alcanzará las 75.000 toneladas de aceite, una cifra que supone cerca de un 11% más de producción que la campaña anterior.

Por provincias, Cooperativas Agro-alimentarias estima una producción de aceite de 40.000 toneladas en Ciudad Real, (+ 10% respecto al año pasado), seguida de Toledo con 22.000 tonela das (+17´5%), Albacete con 9.000 (+6´37%), seguida de Cuenca con 3.000 toneladas (+21%) y Guadalajara con 800 toneladas (+8´64%). A pesar de la reducción en la cosecha respecto a campañas anteriores, la calidad del producto será excelente al no haberse registrado problemas fitosanitarios ni climáticos que hayan afectado al fruto y que llegará a las almazaras en perfecto estado.  

El Director Gerente de la Fundación Patrimonio Comunal Olivarero, Iñaki Benito, presentó el Plan de Control específico de la Calidad del Aceite de Oliva (AO) y Aceite de Orujo de Oliva que se está implementando en el patrimonio comunal olivarero.

La Asamblea Sectorial del Aceite de Oliva también analizó la primera campaña de solicitud de la nueva PAC, considerando que en Castilla-La Mancha los eco regímenes específicos para los cultivos leñosos no han prosperado dado que el acogimiento al eco regimen de cubiertas vivas y cubiertas inertes solo ha tenido una aceptación del 23% frente al 52% a nivel nacional.

En el caso del eco régimen de espacios de biodiversidad en Castilla-La Mancha se ha presentado un 38% de las solicitudes recogidas a nivel nacional por lo que desgraciadamente las hectáreas han tenido una penalización del 20% de ayuda. Todo ello hace pensar desde la Sectorial del Aceite de Oliva que tanto el Ministerio de Agricultura como la Consejería de Agricultura deberían volver a trabajar sobre la orientación de estas importantes ayudas de la PAC y su adaptación al olivar castellano-manchego.

Finalmente, se ha puesto al día a los dirigentes de las cooperativas sobre las obligaciones del cuaderno de campo para sus socios olivicultores y la oportunidad que supone la prestación de servicios técnicos a sus socios. No olvidemos el importante papel que las cooperativas del olivar hacen tanto comercializando como apoyando la producción primaria de sus socios y las complicaciones administrativas, cada día mayores. 

+ Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí