9.2 C
Tomelloso
jueves, 22 febrero

La atención caso a caso, entre las tareas pendientes de las instituciones tras el repunte de crímenes machistas

El 75 % de los ocho asesinatos por violencia de género registrados este mes fueron en fin de semana o festivos

La atención específica de los casos de violencia de género, una mayor coordinación y más formación son los ‘deberes’ que se han puesto las instituciones que este miércoles se han reunido en un comité de crisis con motivo del repunte de asesinatos por violencia de género registrado en este mes de diciembre, que alcanza a fecha de 28 de diciembre ocho casos confirmados y dos en investigación.

Los ministerios de Igualdad, Justicia e Interior, así como las comunidades autónomas, han celebrado este encuentro en el que han analizado uno por uno los diferentes crímenes que se han ido confirmando en el último mes con el objetivo, según ha explicado la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez, de «hacer autocrítica» y comprobar por qué «no se ha llegado a tiempo» para salvar la vida a estas mujeres.

Desde el ministerio que dirige Irene Montero, han recordado que los meses de verano (julio y agosto), así como en diciembre y enero, son donde más asesinatos se suelen contabilizar cada año, incluyendo situaciones de repunte como la actual. «Son periodos de mayor convivencia», ha explicado la delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, antes de señalar que «no es casual» que el 75% de los asesinatos por violencia de género registrados en diciembre hayan sido en fin de semana o días festivos.

Pero, además, el análisis de estos casos les ha llevado a comprobar ciertas carencias en la atención de mujeres en situaciones de mayor vulnerabilidad. Rosell ha apuntado que entre las víctimas mortales de esta lacra en el último mes hay mujeres octogenarias, con discapacidad, con historial de adicciones y una extranjera en situación administrativa irregular.

OBSERVAR MÁS DE CERCA

Son mujeres que, según ha indicado, necesitan «recursos específicos» y «adaptados» a sus condiciones. Rodríguez ha reconocido, en este sentido, que quizás los lugares a los que las víctimas puedan acceder a recursos «no están los suficientemente adaptados». «Estas variantes nos tienen que hacer observar más de cerca y afinar las herramientas que tenemos», ha declarado.

La secretaria de Estado ha hablado también de una mejor coordinación interinstitucional y más formación para que cada uno de los actores que participa en la lucha contra la violencia de género pueda comprender los mensajes de las otras partes, además de analizar cómo llegan esos mensajes. A su juicio, en estos aspectos «nunca es suficiente». Así, aunque cree que «hay formación, especialización y coordinación», apunta que «tendrá que haber más», así como «un mayor esfuerzo».

En este sentido, se ha dirigido a las instituciones para enviar un mensaje de alerta para que durante los próximos días festivos se extreme la precaución. Pero, además, ha enviado este mismo mensaje a la sociedad, para que no «menosprecie cualquier indicio» de violencia que pueda ver en su entorno durante los próximos días. Y, en este sentido ha instado a llamar al 016 en «cualquier situación, aunque parezca poco grave» o incluso al 112 en casos de violencia. «Las instituciones y las fuerzas y cuerpos de seguridad estamos las 24 horas del día los 7 días de la semana a disposición de las víctimas», ha recordado.

Rodríguez ha lamentado, además, que esta situación pueda estar evocando miedo a muchas mujeres, por las situaciones que están viviendo en sus casa.

Bogas Bus

EL CASO DE LA DISCOTECA WAKA

Durante la rueda de prensa que han concedido tras la reunión, las representantes del Ministerio de Igualdad han sido cuestionadas por el video sexual difundido de una menor en la discoteca Waka de Sabadell y más en concreto sobre las consecuencias que puede tener el difundirlo o compartirlo en redes sociales o whatsapp.

Rosell ha apuntado que, tras la puesta en marcha de la Ley de Garantía de la Libertad Sexual, conocida como Ley ‘solo sí es sí’, la realización de grabaciones no consentidas y que afecten a la intimidad de las personas; así como aquellas que, aún siendo consentidas, se difundan y compartan, sin un delito tipificado que se sanciona de forma proporcional a las conductas atentatorias, no ya de la libertad sexual, sino contra la intimidad.

De este modo, la delegada de Gobierno contra la Violencia de Género ha hecho un llamamiento a no compartir o difundir el video en cuestión ya que, como ha insistido, sería constitutivo de delito. Del mismo modo, ha advertido a quienes tienen este comportamiento «y se sienten amparados en el anonimato», que existen «instrumentos suficientes» para detectar su identidad para que sea sometido a un procedimiento penal.

Rosell ha destacado, además, que la Ley de ‘solo sí es sí’ también permite la retirada de forma cautelar de estos videos o imágenes.

Preguntada también por la continuidad de las revisiones a la baja con este ley, Rosell ha defendido que se trata de «un cambio de sistema» que va «más allá de un cambio de sistema penal». También ha señalado que el Supremo «aún no ha dictado jurisprudencia en revisión» y cree que tras estos «primeras semanas de encaje» tras la puesta en marcha de la norma se podrá ver «toda la virtualidad de esta ley». La delegada del Gobierno ha apuntado que la norma anterior era «solo de protección penal» para las víctimas, mientras que esta aumenta su protección.

+ Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí