El Gobierno de Castilla-La Mancha no admitirán solicitudes, ni concederá nuevas autorizaciones ambientales integradas para la instalación de explotaciones ganaderas de porcino, también conocidas como macrograjas.

Así lo ha avanzado este viernes en Cenizate (Albacete) el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, que ha reconocido el debate que hay sobre la mesa sobre las macrogranjas «y nosotros vamos a evitar la soberbia e intentar escuchar», ha informado la Junta en nota de prensa

«Entre todos debemos establecer un diálogo sereno sobre la normativa que debe regir este tema compatibilizando el sector económico y ganadero de la Comunidad Autónoma con las necesidades de sostenibilidad ambiental», ha considerado García-Page.

Asimismo, ha opinado que lo mejor sería un enfoque nacional sobre este tema, pero «ante la contradicción de intereses, se va a llevar a cabo un dialogo con la gente preocupada por este asunto para poder tomar decisiones sensatas», ha matizado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here