Salones Epilogo

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha recibido el agradecimiento de varias niñas de Kenia que, a través del Proyecto de Acción Humanitaria puesto en marcha con la Fundación Kirira en la comunidad de Kuria, evitará la mutilación genital femenina de unas 50 niñas de entre 9 y 15 años de edad.

El director general de Acción Social y Cooperación, Ramón Lara y la directora general de las Familias y Menores, María Ger, han mantenido una reunión con la presidenta de la Fundación Kirira, Estrella Giménez, y la Técnica de Cooperación, Sara Mena, en la que les han trasladado los detalles del proyecto.


Virgen de las Viñas

En el mes de diciembre, a través de un Plan de Rescate subvencionado por la Junta de Comunidades, se llevará a otra comunidad diferente a varias niñas que de no ser así serían mutiladas en la comunidad de Kuria. Estas estarán en una casa de acogida de la organización y en un entorno seguro hasta que acabe el periodo de mutilaciones, cuando volverán con sus familias, que están de acuerdo con todo el proceso. Ante la comunidad de Kuria este traslado se plantea como un viaje de estudios para las niñas, como un premio por su esfuerzo y sus buenas notas, por lo que sus propios padres suelen verlo con orgullo y se visualiza como algo positivo ante la comunidad.

El Gobierno de Castilla-La Mancha colabora aportando fondos para el viaje de rescate de 50 niñas que no quieren someterse a la ablación y cuyas familias no disponen de medios para facilitarles que se ausenten durante el periodo en el que se realizarán las mutilaciones, así como en el acondicionamiento y mantenimiento de la casa de acogida.

Campañas educativas y de sensibilización a través de los clubs anti-ablación para evitar las mutilaciones a través de la educación


Vinicola Inline

Con este Proyecto de Acción Humanitaria no solo se llega a estas 50 niñas, sino a toda la comunidad escolar, que se estima que ronda los 14.000 alumnos y que, gracias a las campañas de sensibilización puestas en marcha en las escuelas, se hacen eco de que hay otras alternativas a someterse a esta mutilación.

En la comunidad de Kuria la Fundación Kirira ha creado ‘clubs anti-ablación’ en 19 escuelas. Estos clubs están formados por niños y niñas no mutiladas y en ellos se explica lo que supone una mutilación genital femenina y sus consecuencias, se les habla de salud sexual y se apoya a las niñas para que sigan estudiando con becas individualizadas.

La dificultad de resistir a la presión social


AMFAR  – Fin de Año

La mutilación genital femenina es una preparación para el matrimonio y supone el abandono escolar. El ritual consiste en el corte del clítoris, sin medidas higiénicas y, en muchas ocasiones, con las mismas cuchillas para un mismo grupo de niñas. En más de un 70 por ciento de los casos se producen sangrados, hemorragias e infecciones, incluso contagios víricos, provocando la muerte de un 3 por ciento de niñas. Se practica durante un periodo de varias semanas y diciembre de 2018 ha sido el mes elegido por los clanes de ancianos de la comunidad para llevar a cabo el ritual.

La práctica de la mutilación femenina no es legal en Kenia, sin embargo, en algunas comunidades, como en la de Kuria, se sigue realizando abiertamente. Son las propias familias las que asumen esta práctica como algo normal, para los Kuria cuando una niña no se somete a las tradiciones puede ser objeto de abusos, en muchas ocasiones se las repudia, y así se transmite de generación en generación. De ahí la importancia de trabajar desde la educación y la sensibilización para conseguir erradicar definitivamente esta práctica.


SAT San Jose

La única manera de evitarla es no ceder a la presión, por lo que muchos padres y niñas, que pueden costeárselo, huyen a casas seguras en las que no son obligadas a ser mutiladas.

Hay varias formas de colaborar con la Fundación, desde hacerse voluntario, socio, o apadrinando a una niña vulnerable y toda la información se puede encontrar en su página web www.fundacionkirira.es.


Imprenta Osuna – Navidad

El Gobierno regional colabora en los Proyectos de Cooperación de la Fundación Kirira, que tiene sede en Tomelloso, gracias a los cuales se han realizado varias Campañas Educativas contra la mutilación genital femenina y se han construido aularios y cocinas en varias escuelas de primaria de distintas comunidades de Kenia, entre otras acciones. La Fundación, que ha conseguido reducir desde 2007 en un 60 por ciento la mutilación genital femenina en sus áreas de intervención en Kenia, ha agradecido el apoyo del Gobierno regional que les ha permitido llegar a un mayor número de niñas en este Proyecto.

La política de Cooperación Internacional para el Desarrollo de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha constituye la consolidación de la solidaridad y de la reivindicación de una mayor justicia social para todos los pueblos del mundo, manifestada por la ciudadanía de nuestra región. En este 2018 el Gobierno del presidente Emiliano García-Page ha invertido un total de 255.400 euros en Proyectos de Acción Humanitaria y de Emergencia, el doble que en 2014.

EURO CAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here