15.3 C
Tomelloso
miércoles, 19 junio

Devoción y emoción a flor de piel en el pregón de Valentín Arteaga de la Romería de Tomelloso

Durante el acto también se ha nombrado mayorala de la Romería a Esther Belló

Tomelloso ha dado inicio a su Romería 2024 con el pregón, que ha congregado a numerosos tomelloseros en la parroquia de la Asunción de Nuestra Señora. El evento ha sido especialmente significativo este año, al conmemorarse el 80 aniversario de la festividad en honor a la Virgen de las Viñas. En este acto, también ha sido nombrada Mayorala de la Romería Esther Belló que ha recibido el testigo de manos de Gloria Archidona, representando a la Cooperativa Virgen de las Viñas.

Han asistido al pregón todos los miembros de la Hermandad; el consiliario, José Ángel Martín; el alcalde de Tomelloso, Javier Navarro, acompañado de miembros del Equipo de Gobierno, así como de concejales de la oposición.

Alejandro Ramírez, presidente de la Hermandad de la Virgen de las Viñas, ha destacado la importancia del evento: “Estamos en uno de los momentos más significativos como es el nombramiento de Mayoral a Doña Esther Belló y el pregonero, un pregonero de lujo como es el poeta de Campo de Criptana, don Valentín Arteaga”. Ramírez ha hecho un llamamiento a vivir la romería con intensidad y devoción, y a proyectar esa energía para que perdure generación tras generación.

Por su parte, D. Valentín Arteaga, el pregonero de este año, ha compartido su alegría y privilegio por hablar de la Virgen de las Viñas en un contexto tan especial. Arteaga ha resaltado la figura maternal de María en la vida y la cultura de Tomelloso: “María es la fiesta misma de la vida, María está en todas las fiestas que son fiestas de lo hondo”. Su discurso ha sido una invitación a redescubrir la esencia de la festividad como un compromiso por una vida mejor y más justa.

Esther Belló, nombrada Mayorala de la Romería 2024, ha expresado su honor y agradecimiento, vinculando su nueva responsabilidad con un legado familiar profundamente arraigado: “La romería se ha vivido siempre con muchísima intensidad en mi casa, es un homenaje a mi padre, José María Belló, que fue diez años presidente”. Belló ha enfatizado la importancia de la peregrinación y la devoción continua a la Virgen, más allá de las celebraciones puntuales.

El acto ha comenzado con la lectura de un poema de D. Valentín Arteaga por parte de la poeta de Tomelloso, Teresa Lozano.

PREGON

(Pregón integro de D. Valentín Arteaga en la Romería de Tomelloso 2024)

El pregonero, visiblemente emocionado, comenzó su discurso recordando su vinculación con Tomelloso y la nostalgia de un regreso que, según sus palabras, fue demorado más de lo deseado. “Lamentablemente no ha podido ser en tren, que ya va siendo excesiva la espera”, comentó Arteaga, introduciendo su visión de la festividad como un acto de peregrinación no solo física sino también espiritual.

Inma Delgado Fotografía New Born

D. Valentín utilizó una rica imaginería lírica para describir Tomelloso, un lugar que pinta como un cuadro vivo de tradiciones y fervor religioso: “Tomelloso es un pueblo buscador, inquieto y como que le faltaba, sintió que él estaba huérfano de madre, se buscó una madre y se la buscó, pero la encontró la mejor de todas, la Virgen de las Viñas”, expresó el pregonero.

El discurso de Arteaga estuvo permeado de referencias a elementos locales como el vino y las viñas, símbolos potentes de la vida social y espiritual de la comunidad. “María de las Viñas, un sarmiento yo fuese injertado en la cepa que tu tierra alimenta, sentir como una astilla subternal de fuego y poder convertirme en el mosto y el vaso de cristal fragilísimo que comulga la gracia”, recitó, evocando la conexión entre la fe, la tierra y sus frutos.

Advertisement

Asimismo, Arteaga remarcó la centralidad de la Virgen en la identidad de Tomelloso, describiendo la festividad como un momento de comunión y renovación de la fe. “La fiesta es un compromiso por una vida mejor, más digna, más justa”, afirmó, invitando a los asistentes a participar activamente en la celebración con un espíritu de gratitud y esperanza.

El pregón concluyó con un llamamiento a vivir la romería como una expresión de amor y agradecimiento hacia la Virgen, la protectora y madre espiritual del pueblo. “Llevar a María todo el contenido de nuestro ser enamorado repleto de luz”, instó D. Valentín, recordando el papel de la Virgen como símbolo de protección y guía para la comunidad.

+ Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí