3.1 C
Tomelloso
viernes, 1 marzo

Los Canuthi recorrerán la vida de manera «perspicaz» este Carnaval de Tomelloso

Participarán en el Gran Desfile de Peñas Locales de Tomelloso el próximo lunes 20 de febrero a las 17:30 horas

Del 17 al 22 de febrero, Tomelloso volverá a vivir una de las fiestas más esperadas del calendario local: el Carnaval. Serán 6 días en los que los disfraces, las coreografías o las máscaras inundarán las calles de la ciudad, en especial el entorno de la avenida Antonio Huertas.

Por ello, en enTomelloso.com llevamos a cabo entrevistas con los cuatro grupos que participarán en el Gran Desfile de Peñas Locales de Tomelloso. Este es el turno de la Peña Los Canuthi, siendo Lorenzo Navarro, conocidísimo miembro del grupo, el encargado de responder a las preguntas.

Bogas Bus

Después de un año sin salir, 2022 trajo los carnavales de regreso a Tomelloso. ¿Qué valoración hace de la pasada edición?

Era un reto el volver a poner en marcha una situación que antes era normal. Había mucho temor y mucho respeto por lo que había vivido la sociedad durante los dos últimos años, pero también había muchas ganas e ilusión por tirar adelante. Nosotros, como toda parte de la sociedad, no queremos mirar atrás porque hay muy malos momentos, por lo que nuestra perspectiva era hacer borrón y cuenta nueva y seguir con la trayectoria de darle normalidad a la situación de la peña y del carnaval.

Los Canuthi recorrerán la vida de manera "perspicaz" este Carnaval de Tomelloso

¿Cuándo empezaron a trabajar en los Carnavales 2023?

Nosotros tenemos un plan de actividades que nos lleva todo el año, por lo que prácticamente pudimos comenzar hace dos meses (en noviembre). Si analizas todas las actividades que hemos hecho en 2022, que ha sido un año intensísimo en cuanto a recuperar proyectos que veníamos haciendo más algunos añadidos, empezamos con el carnaval y continuamos con Romería, la gala de premios Los Canuthi, la fiesta del guateque, el mercado tradicional o la Lotería, entre otros.

Terminó la Lotería y ya nos pusimos en marcha con el carnaval. Hemos llegado a hacer actividades cada dos meses, por lo que hemos empezado a hablar del carnaval en noviembre. Somos mucho de tormenta de ideas en función de los últimos eventos de la sociedad, y luego lo que se nos vaya ocurriendo.

¿Qué ofrece su peña a las personas que quieran unirse para el Carnaval?

Aquí no se trata de pagar una cuota y estar en la peña, aquí se trata de ser. Yo siempre digo que el ‘canuthi’ tiene que ser una persona extrovertida, que le guste el carnaval, que sea solidario y que se lo pase bien, pero no por 20 euros acogemos a cualquiera. Organizamos actividades a lo largo del año, como este año el viaje a Ibi, y no vale con pagar la cuota. Hay mucha gente que se apunta a la peña y luego el tiempo le deja fuera de la misma porque no lo sienten, no son ‘canuthis’.

Entiendo que otras peñas sean más atrayentes, pero nuestro carnaval es distinto y por ahí nos estamos quedando un poco huérfanos.

Los Canuthi recorrerán la vida de manera "perspicaz" este Carnaval de Tomelloso

¿Qué novedades traen para 2023?

Sinceramente, cada vez es más complicado porque este año hacemos el 30 aniversario de la peña. Cada vez somos gente más mayor y tenemos un bagaje de muchas situaciones y de muchos temas elegidos. Aunque la inventiva está ahí, este año, y mirando para atrás a los dos últimos años, le vamos a dar un toque muy perspicaz de lo que es la vida. Es decir, la vida y todo su trayecto hasta el final de la misma.

Creemos que vamos a quitarle un sentido trágico a algunos aspectos de la vida para volver a reírnos de ella y con ella. Es un poco el principal ‘late motiv’ de este carnaval. Es un canto a la vida desde una propuesta, la cual a alguien le pueda parecer un poco ‘tabú’ el tema, pero siempre lo hemos hecho desde esa perspectiva, pues nos hemos disfrazado de la Primera Comunión, hemos sacado un santo o hemos tocado temas de la Iglesia.

Hay algunas personas a la que no les gusta eso, pero yo siempre digo que en el carnaval, con respeto, vale todo. Lo que queremos, sobre todo para nosotros, es que lo pasemos bien y que podamos transmitirle a la gente nuestra idea para que, en ‘flashes’, entienda de lo que vamos. No somos como las otras peñas, que llevan coreografía o música, nosotros hacemos un mensaje y con ese mensaje nos lo queremos pasar bien y que la gente se divierta con nosotros.

¿Qué destacaría de su peña que no tengan otras?

Sinceramente, no pretendemos ser únicos. Es más, ojalá hubiera no una sino diez peñas iguales que la nuestra. El carnaval es del pueblo, no podemos esperar que el Ayuntamiento motive el carnaval. El Ayuntamiento puede conducir, animar o incentivar, pero realmente el carnaval tiene que salir del pueblo, y el carnaval se está muriendo por el pueblo.

Tengo una sana envidia del carnaval de Villarrobledo. Salen un jueves y se llevan 10 días, todos los días, disfrazándose. Eso sí es carnaval. Eso ocurre porque hay tradición, la gente se reúne, etc. A nosotros nos gustaría que hubiera mucha más gente para sacar ese carnaval de burla, de ingenio, de parodia, más que un carnaval de coreografía o de ritmo. Son dos aspectos distintos del carnaval.

De un tiempo a esta parte, el carnaval se está convirtiendo en fiesta y desfile, ¿se puede hacer algo para evitar esto?

Hay una fiesta, como el desfile de los niños, que está muy bien porque niños y padres salen a la calle. El carnaval tiene que llegar no solamente a los desfiles, tiene que llegar a los locales, a ser un carnaval algo más desorganizado donde la máscara sea callejera. Yo echo en falta ese carnaval callejero de Jesús Andújar y Zoilo, pues ellos, dentro de sus cuestiones y de ese plano arraigado de Tomelloso, sí que hacían un carnaval que era bueno.

Nos gustaría que la gente salga durante el fin de semana y durante el lunes. Antes había carnaval hasta el miércoles. A mí el día que menos me gusta es el miércoles, aunque es el día que menos me encaja por ir de negro y llorando (refiriéndose al Entierro de la Sardina).

Antes había fiesta de viernes a martes. Ahora, sin embargo, se limita al desfile del sábado por la tarde, al desfile de los niños del domingo y al de las peñas locales el lunes.

Hablas de que ya os vais haciendo cada vez más mayores, ¿hay relevo generacional en la peña?

En nuestra peña no hay segunda generación, hay una misma generación. Tal vez el más joven es Jesús ‘Cuqui’, con veintitantos años. Ya hay pocos o casi ninguno en la treintena. Debería haber una generación intermedia para que hubiera continuidad. De los que arrancamos esta peña quedan Ángel Morales, Gabriel, Baldo o ‘Canuto’. A Baldo le gusta el carnaval, pero un carnaval no tan expresivo.

Se nos han caído muchos que vivían mucho el carnaval como Carlos Moya, que era una persona que vivía por el carnaval, Rafa o Jesús. Se van cayendo y no existe un relevo de gente que tenga esa ilusión por el carnaval.

+ Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí