La compañía gallega Gargallada Teatro representó este sábado la comedia de los autores británicos Henry Lewis, Jonathan Sayer y Henry Shields, publicada en 2003 bajo el título “The play that goes wrong”, y que han traducido como “Un desastre de función”.

Estamos ante lo que se suele llamar “teatro dentro del teatro”, porque en escena se va a representar “Murder at Haversham Manor” (Asesinato en Haversham Manor), una obra de misterio en el estilo de ‘La Ratonera’ de Agatha Christie. Un asesinato en una casa aislada, varios personajes que podrían ser el asesino, un detective, y sorpresa al final (este tipo de obras suelen llamarse coloquialmente ‘whodunit’ en inglés). Pero por toda una serie de problemas de escenografía o errores de los actores, van a ir in crescendo generando desastre tras desastre, convirtiendo la representación en una alocada comedia, en el más puro estilo de las películas cómicas mudas, donde la fuerza del gag reside mucho más en lo visual que en el chiste hablado.

Advertisement

La compañía gallega le da una vuelta de tuerca a la obra, añadiendo a los recursos cómicos originales todos los gags resultantes del poco dominio del idioma inglés de los supuestos actores de la compañía, y los fallos de pronunciación.

El público disfrutó cada minuto de la representación en una carpa municipal al 60 % de capacidad, donde en esta segunda representación ha gozado de una temperatura muy agradable en un sábado de bajada de temperaturas. No obstante, el auditorio no reúne las mejores condiciones para esta actividad, pues su escenario es bastante reducido, además de que los asientos están todos al mismo nivel. Aunque el escenario está situado a una buena altura y todo el público puede ver bien la obra, la acústica se resiente un poco, aunque en líneas generales el festival está funcionando muy bien y las compañías están demostrando mucha profesionalidad y capacidad de adaptación, a pesar de ser amateurs.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí