El Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha ha dado el visto bueno a un presupuesto cercano a los 20 millones de euros destinados al ‘bono social térmico’ para más de 76.000 familias con dificultades económicas, que recibirán ayudas de entre 128 y 373 euros para pagar el recibo de la luz.

La consejera de Igualdad y portavoz del Ejecutivo de Castilla-La Mancha, Blanca Fernández, ha comparecido en rueda de prensa para informar de los acuerdos adoptados en la reunión semanal del Consejo de Gobierno, uno de ellos estos casi 20 millones para que las familias más vulnerables puedan calentar la casa, tener luz y sostener las actividades básicas del hogar.

Este presupuesto, ha comentado la portavoz, ha experimentado un crecimiento del 136 % al pasar de 8 millones de euros el año pasado a prácticamente 20 millones este ejercicio, «el cuarto presupuesto más alto de toda España en ayudar a las familias a que se puedan calentar en invierno», ha destacado Fernández.

La cuantía de las ayudas se calcula en función de la zona climática donde vive cada familia y el grado de vulnerabilidad económico que presenta.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí