El pleno de las Cortes de Castilla-La Mancha ha arrancado este jueves guardando un minuto de silencio en recuerdo de Luisa, la última víctima de violencia machista de la región y en solidaridad con su familia y con la esperanza de que no haya que lamentar más víctimas.

Era el presidente del Parlamento regional, Pablo Bellido, quien pedía a los diputados castellanomanchegos guardar este minuto de silencio, como es habitual en el salón de plenos cada vez que se produce un caso de violencia machista.

Seguros Soliss

Luisa fue asesinada en Tomelloso (Ciudad Real) el pasado domingo en el restaurante en el que trabajaba, a manos presuntamente de su pareja, que horas después era encontrado sin vida en el entorno del Pantano de Peñarroya.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí