El presidente de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), Mario Urrea, ha dicho este martes que las fuertes precipitaciones registradas en los últimos días, si bien no conllevan un acopio del recurso, sí que suponen «una menor presión» para el regadío de la Región de Murcia.

Urrea ha indicado que las lluvias afectaron especialmente a la zona costera y el centro de la Región y conllevaron consecuencias de una magnitud «importante», ya que un hombre perdió la vida y se han contabilizado cuantiosos daños materiales.

En este sentido, ha destacado la necesidad de «prestar especial atención» a los desarrollos urbanísticos futuros, puesto que «se constata que las precipitaciones se están convirtiendo cada vez más en más intentas» y tienen lugar en periodos más cortos, lo que produce «unos caudales punta muy importantes».

«Esa ordenación del territorio, unida, evidentemente, a la realización de las infraestructuras que podamos llevar a cabo para aminorar estos daños serán los que, de manera conjunta, puedan dejarnos mejor preparados para el futuro», ha agregado Urrea.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí