Las temperaturas más bajas de 2021 se observaron en la madrugada del 12 de enero, con -25,2°C en Molina de Aragón y -14°C de la base aérea de Albacete

El 2021 ha sido el octavo año más cálido y también el octavo más seco en lo que va de siglo XXI en el conjunto de España y el quinto más cálido a nivel mundial desde que hay registros según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología en su informe de balance climático anual.

En concreto, señala que 2021 fue «muy cálido», con una temperatura media de 14,2 grados centígrados (ºC), es decir medio grado por encima del valor medio anual del periodo de referencia que 1981-2010 que sitúa al recién terminado año como el décimo más cálido en cincuenta años, desde que comenzaron los registros en 1961, y el octavo más cálido del siglo XXI. La Aemet destaca además que este ha sido el octavo año seguido con una temperatura media que está por encima del valor medio normal.

Además de muy cálido, 2021 tuvo un carácter seco y terminó como el decimocuarto año más seco desde el comienzo de la serie en 1961 y el octavo del siglo XXI.

Por zonas, 2021 resultó «muy cálido o extremadamente cálido» en Andalucía y la Región de Murcia, y entre «cálido y muy cálido» en el resto de la Península y en Baleares, aunque con algunas zonas aisladas donde fue «normal». En cuanto a Canarias, el ejercicio tuvo un carácter «variable» aunque en su conjunto resultó «cálido».

Las anomalías fueron de más de 1ºC positivo en la mayor parte de Andalucía, Región de Murcia, Comunidad Valenciana y Cataluña, y se quedó entre 0 y 1ºC más en el resto de la Península, Baleares y Canarias.

Respecto a las efemérides más significativas el balance anual recuerda que en la estación principal de Morón de la Frontera se llegó a la temperatura media anual más alta desde que comenzó a registrar datos en 1956. También en esa estación y en la del aeropuerto de Palma de Mallorca, la media anual de las mínimas diarias fue la más alta desde que comenzaron sus respectivas series históricas.

OLA DE FRÍO CON TEMPERATURAS HISTÓRICAS

En cuanto al frío, el informe expone que a lo largo del año hubo dos olas de frío. La primera, corta, entre el 5 y 8 de enero, mientras que la segunda, de intensidad excepcional, se observó entre los días 11 y 18 del mismo mes, después de las nevadas de la borrasca Filomena.

Las temperaturas más bajas de 2021 se observaron en la madrugada del día 12 de enero en las zonas del interior peninsular afectadas por las nevadas de Filomena. Destacaron entre estaciones principales los -25,2°C de Molina de Aragón, los -21°C de Teruel, los -14°C de la base aérea de Albacete y los -13,7°C observados en Torrejón de Ardoz.

En las estaciones principales de Cuatro Vientos y Getafe, en Madrid, y también en las de Teruel y Toledo la temperatura más baja registrada en ese episodio constituyó un récord absoluto de temperatura mínima desde el comienzo de las respectivas series.

En la estación de Torrejón (Madrid) se registró también un récord absoluto de temperatura máxima diaria más baja desde el comienzo de la serie, con una máxima de 0°C el 8 de enero.

DOS OLAS DE CALOR EN PENÍNSULA Y BALEARES, TRES EN CANARIAS

En el lado opuesto, el de las altas temperaturas, la Aemet explica que se registraron dos olas de calor en la Península y Baleares y tres en Canarias. Los termómetros alcanzaron sus valores máximos a mediados de agosto, cuando se llegó a 47ºC en Alcantarilla (Murcia) el día 15; 46,9ºC en el aeropuerto de Córdoba, el día 14; los 46,2ºC de Murcia el día 15 y los 46ºC del aeropuerto de Granada, el 14 de agosto.

De hecho, en 17 estaciones principales, sobre todo en el sur y el centro de la Península se alcanzaron récords absolutos de calor y en cuatro de ellas también se registró esos días la mínima más alta desde que habían comenzado sus respectivas series históricas.

UN 11% MENOS LLUVIAS DE LAS NORMALES

El año fue seco en general, ya que en el conjunto de España se llegó a un valor de precipitación media de 569 litros por metro cuadrado, lo que supone un 89 por ciento de lo normal para el periodo de referencia 1981-2010.

Por zonas, 2021 fue «entre húmedo y muy húmedo» en la cornisa cantábrica, parte occidental de Navarra, La Rioja, cuadrante suroeste de Aragón, centro y este de Castilla y León, este de Castilla-La Mancha y sureste de Madrid, además de Murcia, sur de Cataluña y Baleares.

Por el contrario, el año terminó como un ejercicio «seco o muy seco» en Galicia, norte de Castilla-León, norte de Aragón, Cataluña –donde ha alcanzado carácter extremadamente seco en algunas zonas–, áreas de la Comunidad Valenciana, Extremadura, casi toda Andalucía y Canarias.

La precipitación acumulada en el año 2021 se quedó por debajo de lo normal en Galicia, parte de Castilla-León, mitad noreste de Aragón, Cataluña, áreas de la Comunidad Valenciana, Extremadura casi toda Andalucía y Canarias, donde la precipitación llegó a ser inferior al 25 por ciento del valor normal en algunas islas.

En contraste, la precipitación acumulada llegó a superar el 100 cien del valor normal en la cornisa cantábrica, Cantabria, País Vasco, Navarra, La Rioja, mitad suroeste de Aragón, centro y este de Castilla y León, Castilla-La Mancha, mitad sureste de Madrid, además de zonas del interior de Extremadura, Murcia, sur de Cataluña y Baleares.

En cuanto a las efemérides, entre los valores de precipitación máxima diaria registrados en un observatorio principal en el año 2021 destacan los 134 litros por metro cuadrado que cayeron el 5 de marzo en Ceuta; los 101 litros por metro cuadrado en Fuenterrabía (Guipúzcoa) el 9 de diciembre y los 95 litros por metro cuadrado en Daroca (Zaragoza). Además, el 22 de noviembre en Tortosa (Tarragona) cayeron 125 litros por metro cuadrado lo que supone un nuevo máximo absoluto de precipitación diaria en esta estación que acumula datos desde 1920.




DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí