Las trabajadoras del SAD y CSR se sienten «engañadas» por Inmaculada Jiménez y el Equipo de Gobierno

Se han concentrado en la Plaza de España de Tomelloso ante la posible privatización de ambos servicios

Alrededor de 40 trabajadoras del Servicio de Ayuda a Domicilio y Comida Sobre Ruedas, a las que han acompañado familiares y amigos, además de concejales del Partido Popular, se han concentrado en la tarde de este miércoles, víspera de Nochebuena, ante la posible privatización del servicio.

El pasado 13 de diciembre fue el día en que las trabajadores se enteraron de la noticia, a falta de dos semanas para que terminasen sus contratos. Al día siguiente, colapsaron de llamadas por teléfono a alcaldía pidiendo explicaciones, por lo que fueron convocadas a una reunión, en la que recibieron una respuesta rotunda por parte de la alcaldesa, Inmaculada Jiménez: habían elegido un trabajo muy bonito, pero lo sentían mucho porque no podían mantener a las trabajadoras con contratos temporales.

Así lo ha contado la portavoz Rosa María Moreno, quien ha calificado la reunión como «vergonzosa», puesto que «no tenían nada preparado, solo nos echaron mentiras, una tras otra. Que lo sentían mucho, pero es lo que hay. Que no se puede hacer cargo de nosotras, con tan solo quince días de antelación de la finalización del contrato».

Con la concentración convocada a través de las redes sociales, puesto que aseguran que no contaron con el apoyo de los sindicatos, piden la «no privatización del Servicio de Ayuda a Domicilio y Comida Sobre Ruedas», ya que a partir del 1 de enero «serán despedidas las trabajadoras temporales del servicio y este será prestado por una empresa privada».

Pero, ¿qué motivos les han dado desde el Ayuntamiento para esta posible privatización? Según ha contado la portavoz, la alcaldesa les ha explicado que “están pasados de presupuestos”, y  que una nueva ley nacional les impide mantener contratadas a las personas que trabajan de manera temporal.

Cuando faltan tan solo 8 días para que acabe su contrato, estas trabajadoras dicen desconocer quién se hará cargo de prestar el servicio a partir del 1 de enero, «y a los usuarios hay que atenderlos», generando una gran incertidumbre entre las trabajadoras y los usuarios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here