El coordinador regional de Izquierda Unida, Juan Ramón Crespo, ha reclamado al Gobierno autonómico que utilice los presupuestos regionales para relanzar el empleo y la economía y que proteja a las familias más vulnerables. Crespo ha declarado que «el Gobierno regional ha aprobado el límite de gasto no financiero para el próximo año en un ridículo 0,2% con respecto al año anterior, situándolo en un importe de 7.577 millones de euros, lo que supone una variación de 15 millones de euros», lo que ve como «prácticamente la congelación respecto al techo de gasto del año pasado».

A juicio del líder autonómico de IU, en un momento como el actual de crisis económica y social el Gobierno «no puede tener miedo, ni estar pendiente de los dictados macroeconómicos», sino de atender «los dictados que necesitan las familias», según ha informado la coalición en nota de prensa.

Por ello, desde Izquierda Unida consideran que «se necesita un presupuesto expansivo», que se aleje de «la mojigatería del gasto» y en el que se «relance el empleo y la economía y se proteja a las familias».

Además, Crespo ha mostrado preocupación por las palabras del consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, de que en este presupuesto no va a haber recortes, ya que «en un momento en el que la economía tiene que ser expansiva, tan solo el hecho de que hable de recorte nos parece que es un discurso tramposo, ya que aquí había que hablar de lo contrario».

«Va a venir mucho dinero de la Unión Europea y a través del Gobierno central y no es posible que el Gobierno de Castilla-La Mancha lo aproveche en mejorar sus cuentas históricas», ha explicado Juan Ramón Crespo, quien también espera que el Gobierno «no nos presente unas cuentas en las que haya superávit porque las necesidades de las familias castellanomanchegas son lo bastante importantes para gastar todo lo que sea necesario para que nadie se quede atrás».

INVESTIGACIÓN SOBRE COSPEDAL

Por otro lado, Crespo ha hablado sobre el recurso de apelación que ha presentado la Fiscalía Anticorrupción contra el cierre de la causa ‘Kitchen’ y en el que se pide que la expresidenta regional, María Dolores de Cospedal, siga como investigada.

Ante esto el líder de la formación de izquierdas ha apuntado que «es necesario que conozcamos la verdad de lo sucedido sobre este caso y, especialmente, las relaciones y efectos que hubiera tenido en Castilla-La Mancha, durante los años en los que María Dolores de Cospedal fue presidenta».

Además, ha comentado que otras personas investigadas en esta causa han sido parte de la Administración regional, como el caso de Andrés Gómez Gordo, que consta en el sumario que puso en contacto al chófer de Bárcenas con el marido de Cospedal, siendo director general de documentación y análisis de la Junta entre 2011 y 2015.

«Retomamos la propuesta que hizo en su día el PSOE de abrir una Comisión de Investigación en las Cortes regionales donde se arroje luz de si la trama ‘Kitchen’ tuvo o ha tenido consecuencias en Castilla-La Mancha», ha propuesto Juan Ramón Crespo.

El coordinador regional de IU ha señalado que es una propuesta que «de forma inexplicable desapareció de la agenda de reivindicaciones del PSOE, pero que creemos que ante el tortuoso camino procesal que este caso está teniendo hace más necesario la utilización de esta vía».

«Es necesario e imprescindible, por la buena imagen de Castilla-La Mancha, por el prestigio de la Junta de Comunidades como institución, que conozcamos en profundidad lo que María Dolores de Cospedal durante su mandato como presidenta de Castilla-La Mancha pudo hacer en casos como la trama ‘Kitchen’ u otras en la que haya podido estar involucrada», ha añadido.

Por último, desde Izquierda Unida consideran que «si el Partido Popular no tuviera nada que ocultar, también apoyaría esta Comisión de Investigación».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here