El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha avanzado que la Comunidad Autónoma tiene «totalmente preparado» el dispositivo para que, «si se levanta la barrera», la región pueda comenzar el día 15 de octubre a inocular la tercera dosis de la vacuna contra la COVID-19 a los mayores de 65 años.

Así lo ha confirmado García-Page este martes, a preguntas de los medios en Toledo, donde ha considerado que el Gobierno de España va «en esta misma dirección» y también se ha mostrado «convencido de que nadie se va a quedar atrás a la hora de reforzar la seguridad de las personas mayores».

«Si el Gobierno de España lo plantea en términos de decisión, perfecto; si lo plantea en términos de recomendación, nosotros lo vamos a ejecutar», ha manifestado, recordando que los mayores han sido «con claridad» el segmento de población más castigado por el virus, razón por la que cree que debe ponerse la tercera dosis «aunque solo tuviera una eficacia de un uno por ciento», siempre y cuando el Comité Científico Técnico del COVID-19 también dé su aprobación.

García-Page ha afirmado que los datos «evolucionan muy bien» y se está entrando «en tiempos de gestionar la esperanza». «No hay color entre la sensación que teníamos todos hace un año y la que tenemos hoy y eso es lo importante, que ese estímulo que yo noto en la gente sirva además para generar economía y riqueza y resarcirnos del daño que nos ha hecho esta crisis», ha añadido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here