Visitamos el gran Belén de Antonio Ligero

Más de dos meses de trabajo para montar el Belén con más de 360 figuras y motivos

Salones Epilogo

▶️▶️ síguenos en Telegram ◀️◀️

Desde muy pequeño, con tan solo 8 años, el tomellosero Antonio Ligero comenzó a aficionarse con los belenes navideños, desde enTomelloso.com, hemos querido hacerle una visita para que nos enseñe su obra. A lo largo de los años ha ido conservando figuras antiguas de sus abuelos y que, junto a otras que ha ido comprando o haciendo él mismo, forman el enorme Belén de 360 figuras que hoy nos enseña.



Y es que cada año Antonio prepara, durante unos dos meses, un Belén que combina piezas heredadas, compradas y realizadas por él mismo con material reciclado. Es el caso de las casas, por ejemplo, construidas a partir de corchos reciclados, así como los cipreses o los olivos, combinados con orégano para darle un toque real, las ovejas, las palomas, los árboles o las rocas.

Con cada nueva Navidad, también llega un nuevo Belén de Antonio, quien realiza cambios para añadir innovación a su obra. De hecho, algunos años incluso ha incluido algún elemento característico de Tomelloso, como La Matanza, Los Carros o una cueva con tinajas en el Palacio de Herodes.

Vista panorámica del Belén

Bodegas Verum

Pero si hay algo que Antonio destaca sobre su Belén es que está lleno de «vida», que cuenta con 5 fuentes de agua, humo y movimiento, además de un sinfín de elementos. A esto habría que añadir las figuras que no se incluyen hasta «el último momento». Este es el caso del niño Jesús, que no lo coloca hasta el día 25, o una réplica de los Reyes Magos, que permanecen guardados hasta el Día de la Oración.

Antonio, además, como miembro de la Asociación de Belenistas Corazón de la Mancha, nos ha contado que «el Belén en Tomelloso se esta perdiendo», puesto que hace años que esta tradición se esta dejando de hacer en la mayoría de los hogares, quienes se limitan a poner los elementos básicos. Por ello, ha agradecido la realización del Concurso de Belenes en Tomelloso, que consigue traer de vuelta esta tradición.


Para aquellos tomelloseros que quieran acudir a ver el Belén, Antonio asegura que sus puertas están abiertas, una obra que disfrutan tanto adultos como niños. Además, ha hecho un llamamiento para que aquellos que quieran deshacerse de una pieza de su Belén, se pongan en contacto con él para que pueda arreglarla y conservarla porque, ¿quién sabe?, quizás podría pasar de generación en generación.

El Belén de Antonio Ligero se puede visitar en la calle Santos Burillo número 12 de Tomelloso.

▶️▶️ síguenos en Telegram ◀️◀️


EUROCAJA RURAL PIE

Santiago Apostol

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here