Tras haber paralizado su actividad durante el pasado mes de marzo con la declaración del estado de alarma, este lunes vuelve el mercadillo a Tomelloso. Ubicado en su lugar habitual, en el recinto ferial, y después de varias semanas de trabajo, se ha instalado con las características propias de la nueva normalidad, garantizando la seguridad tanto para los usuarios como los comerciantes.

La distancia entre los puestos, el recinto vallado con zona de entrada y salida, el recorrido único señalizado o la obligatoriedad de las mascarillas son algunos de los ejemplos que se deben cumplir para poder disfrutar al fin de este encuentro comercial tomellosero, pero manteniendo siempre la cautela.



Además, el mercadillo cuenta con un puesto de desinfección, tanto en la entrada como la salida, para reforzar así la seguridad de todos. Asimismo, se recomienda a los visitantes permanecer en los puestos el tiempo estrictamente necesario para hacer las compras y evitar tocar el mobiliario y los productos.

Sin embargo, a pesar de la reapertura se ha detectado poca afluencia de público durante la mañana de esta primera jornada. Según ha dado a conocer Protección Civil, pasadas las 10:20 horas habrían acudido al mercadillo algo más de 1.000 personas. De hecho, los vendedores han empezado a mostrar sus quejas precisamente por esta falta de clientes, a lo que se suman las quejas de los propios consumidores por considerar que se ha esperado mucho tiempo para la reapertura del mercadillo.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre