El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, y la alcaldesa de Toledo, Milagros Tolón, han participado este sábado en el acto de imposición del palio arzobispal por parte del Nuncio Apostólico a Francisco Cerro Chaves, arzobispo de Toledo.

El rito de imposición ha tenido lugar en la Catedral Primada y en ella han participado otras autoridades civiles y militares, según ha informado en nota de prensa el Consistorio.



Monseñor Bernardito Auza ha impuesto el palio arzobispal al nuevo arzobispo de Toledo en una ceremonia solemne en la que el arzobispo ha realizado su juramento ante el nuncio antes de recibir sobre los hombros el palio.

El palio es un ornamento del Papa y de los arzobispos metropolitanos en la misa pontifical. Tiene la forma de una faja circular que carga sobre los hombros y de la cual penden ante el pecho y en la espalda dos tiras rectangulares, todo de lana blanca, destacándose de ella seis o cinco cruces de seda de color negro o rojo y suele adornarse con tres clavos metálicos, que recuerdan los clavos de la Pasión.


Advertisement
Advertisement

Tradicionalmente, el Papa bendice los palios que se han de imponer a los nuevos arzobispos durante la santa misa de la solemnidad de San Pedro y San Pablo, el 29 de junio, en la basílica vaticana.

Este año bendijo 54 palios para que fueran entregados por los nuncios apostólicos a los nuevos arzobispos en sus respectivas diócesis metropolitanas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here