La Policía Judicial de Toledo está investigando la muerte de una mujer de 90 años en una residencia de mayores de Mazarambroz (Toledo), que pudo haber sido envenenada.

Además, el marido de la anciana, de 91 años, ha tenido que ser atendido en el Hospital Virgen de la Salud de Toledo, ya que al parecer ha ingerido la misma sustancia que ha podido provocar la muerte de la mujer.



Según fuentes de la Delegación del Gobierno, el hallazgo del cadáver se producía en la madrugada de este lunes en el centro residencial.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre