botellas-vino

La consejera de Agricultura del Gobierno regional, María Luisa Soriano, ha afirmado que la gran labor comercializadora de las bodegas y cooperativas de Castilla-La Mancha ha permitido que finalmente no sea necesario aplicar en esta campaña la destilación obligatoria de vino.



Soriano ha mostrado así su satisfacción por la decisión que ha adoptado el Ministerio de Agricultura este mediodía –en una reunión mantenida con el sector del vino- de no aplicar la destilación obligatoria de crisis a las bodegas y cooperativas de la región, tras el esfuerzo comercializador que ha reducido de forma considerable las existencias.

En este sentido, ha agradecido al ministerio que haya atendido las demandas del Gobierno de Castilla-La Mancha y del sector vitivinícola de la región, que había realizado un enorme esfuerzo para comercializar un importante volumen de vino tanto en el mercado nacional como en los internacionales.

La consejera ha recordado que las existencias de vino a fecha 31 de julio han alcanzado los 10,4 millones de hectolitros, lo que supone un descenso del 43 por ciento con respecto a los 18,3 millones que declararon a finales del mes de marzo.



Este importante descenso de las existencias en bodega, junto a una vendimia que se mantendrá en cifras medias –en torno a 22 o 23 millones de hectolitros en la región- permiten un buen enlace de campaña, al que se llega además con un vino de gran calidad.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre