rp-benito

Aprovecho esta oportunidad que me ofrece enTomelloso.com de dirigirme a los vecinos para felicitar a sus creadores, Francisco Navarro y Jesús Benito, por haber emprendido hace dos años, la quijotesca aventura de crear un periódico digital en unos tiempos poco propicios para gestas ( no digo quien es Quijote y quién Sancho, para evitar suspicacias ). Su trabajo constante y honesto, muy “a la tomellosera”, ha dado como resultado el medio de comunicación moderno y vivo que hoy todos disfrutamos.



Escribo esto cuando un cosquilleo ancestral nos empieza a recorrer todo el cuerpo, y un torrente de imágenes y sensaciones de la infancia se agolpan para ser recordadas al olor de los “muñuelos” y la música de los coches de choque. ( los arcos de la feria no es que se recuerden igual, es que son los mismos )

Tenemos por delante unos días para “tomellosear”, aún más si cabe de lo que lo hacemos a lo largo del año. Y es que cuando uno cree que conoce ya todos los dichos, vocablos y costumbres de nuestro pueblo, resulta que no es así. Siempre se descubre algo que nos sorprende. El patrimonio cultural de Tomelloso es inabarcable y su feria es la oportunidad de empaparnos de él cada año, conocerlo y vivirlo con más intensidad.

Es un patriotismo chico sin RH’s, sin hechos diferenciales ni exclusiones. Las costumbres tomelloseras, con sus formas tan nuestras y particulares, encierran valores tan universales de superación, iniciativa y esfuerzo que atrapan a quienes nos visitan en estas fiestas y sacan el guía turístico que los tomelloseros llevamos dentro, y que se empeña en no dejarse rincón, bombo o cueva sin mostrar, ni gachas sin probar.



La feria es también el caldero donde deben mezclarse como ingredientes, las distintas nacionalidades que enriquecen nuestra ciudad, de manera tan natural como cuando oímos exclamar “buibayaa!” con acento rumano, marroquí,o ecuatoriano.

Es esa conexión secreta que tenemos los tomelloseros para lograr coincidir durante estos días con ese amigo de la infancia, con ese familiar lejano y celebrar la vida entre risas y abrazos.

No dejemos por tanto de aprovechar esta oportunidad de conocernos aún más y sacar lo mejor de nosotros que nos brinda la feria y sumerjámonos en ella hasta que asome septiembre con su olor a vendimia. !Felices Feria y Fiestas 2014!



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre