OLYMPUS DIGITAL CAMERA



Atardece. El sol cada día está más esquivo y menos alto. Estamos en setiembre y el aire de los campos en La Mancha nos recuerda que ha comenzado la vendimia. Los vendimiadores salpican con sus sombreros de la paja recogida en el verano, el verdor de los plantíos.

Huele a mosto en el ambiente. Es el aroma que van dejando los capachos por las calles cuando al atardecer van de camino a su destino en los lagares. Estamos en setiembre y nuestro campo manchego está preñado de racimos. Vino en ciernes, mosto vivo, cepas viejas, pámpanos ocres, uvas doradas, bodegas oliendo al sanador tanino. Procesión ancestral de nuestro otoño. Fiesta del vino.

Ofrenda al dios Baco para las mesas y altares, para curar el alma y alegrar a la vida y los sentidos. Estamos en setiembre y La Mancha se viste de ella misma. Estamos en setiembre y en la Mancha ya ha comenzado la vendimia.



Fermín Gassol Peco



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre