Un Domingo de Ramos, a las seis de la mañana y en un pueblo de 150 habitantes. Eso también es el Camino. La tierra que atraviesan es caliza, yerma… apenas dará cosecha este verano. Pasan junto a las ruinas del convento de San Antón. En Castrojeriz la sombra es alargada. Curzando el puente de Fitero ya están en Palencia.



Antonio alarga la etapa hasta Frómista.







Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre