Para el PP, tras dos años de Gobierno socialista, tanto en la región como a nivel local “la sanidad de Tomelloso está totalmente paralizada”. La diputada regional y concejala Cortes Valentín culpó de esa situación “a unos dirigentes que se rasgaban las vestiduras cuando estaban en la oposición” y ahora que gobiernan, “las listas de espera aumentan, no se cubren las vacantes, la planta del Hospital permanece cerrada y las obras del centro de salud están totalmente paradas” y dan la callada por respuesta.



Hay 4.760 vecinos de Tomelloso y su comarca en lista de espera, aseveró Valentín, aguardando una cirugía, una prueba diagnóstica o una consulta. Son 70 personas más que en el mes de abril, dijo la concejala, y “eso que aún no han llegado los meses de vacaciones donde no se van a cubrir las vacaciones de los profesionales”. Con ello, continuó, las intervenciones quirúrgicas de mayor envergadura “ser van a ver reducidas de forma drástica”. Dijo que los más alarmante de las listas de espera es que “hay un 233 por ciento más de pacientes esperando más de 180 días para ser intervenidos que en 2015”. Además, continuó,  hay 1.450 pacientes esperando más de 60 días una consulta, “todo esto sin contar que las listas de espera de cirugía ambulatoria las ha ocultado Page”.

Eso, junto a la falta de profesionales y servicios, aseguró la diputada regional, “los tomelloseros tienen que hacer turismo sanitario para ser atendidos”. Unos servicios, subrayó, que están contemplados en el Plan Funcional y que Inmaculada Jiménez y Emiliano García-Page prometieron que se cumpliría cunado alcanzasen el poder. Hay ocho plazas de profesionales  médicos sin cumplir en el Hospital de Tomelloso, continuó relatando Valentín, quien señaló que el lunes se conoció un comunicado de un sindicato de enfermería denunciando la falta de esos profesionales. Solo dos enfermeras para cuarenta pacientes en el turno de noche de Medicina Interna”, reiteró la concejala, que pone de manifiesto la precariedad del Hospital.

En cuanto a la planta cerrada, “los está igual que cuando Inmaculada Jiménez estaba en la oposición” y se llevaba las manos a la cabeza, manifestó Valentín. Para el PP, continuó, el centro de salud que anunció Page “a bombo y platillo”, sigue siendo un fantasma. En 2016 se presupuestaron 270.000 euros “que no se han gastado en Tomelloso” y que a seis meses de 2017 “no se ha ejecutado nada de la partida correspondiente a este año”.

Según Valentín “esta es la situación de la sanidad en Tomelloso y en la región: un verdadero desastre”. Y por si “sale algún portavoz socialista hablando de la privatización del Hospital”, Valentín le pidió “que hable de la privatización del servicio de radiología que ha llevado Page”. El de Tomelloso era un hospital hipotecado, aseguró Valentín, que pagaba sus nóminas a través de “una financiera”, hasta que llegó el Gobierno del PP “y regularizó la situación”.

 



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre