cruce cementerio

Según publica el diario La Tribuna, el Gobierno de España ha dado luz verde a un proyecto diseñado por el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Tomelloso para entroncar la carretera N-310 con el paseo del cementerio. Una actuación integral que contempla pasos de peatones e instalación de semáforos para regular el tráfico y ofrecer más seguridad a los ciudadanos que transiten por este cruce.



Así lo confirmó al citado diario el concejal de Urbanismo, Javier Navarro, que hizo hincapié en que el Consistorio viene solicitando desde 2006 esta autorización al Ministerio de Fomento, propietario y responsable de la N-310. Las gestiones se aceleraron tras la reunión que mantuvieron en octubre, en Toledo, el alcalde de la ciudad, Carlos Cotillas, y el delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Jesús Labrador.

Las obras que tienen un plazo de ejecución de seis meses y cuyo presupuesto oscilará «entre los 80.000 y los 90.000 euros», con cargo a los presupuestos municipales para el presente ejercicio.

El concejal de Urbanismo aseguró que este proyecto es «una solución intermedia», ya que el Ayuntamiento confía en que en un futuro se levanten rotondas en los cruces más importantes de la N-310 en el tramo de siete kilómetros a su paso por el casco urbano de la ciudad.



Navarro declaró a La Tribuna que el Ayuntamiento de Tomelloso también ha pedido en reiteradas ocasiones la realización de rotondas en los cruces de la N-310 con las avenidas Príncipe Alfonso, Virgen de las Viñas y Juan Carlos I y las calles Zurbarán y Campo. En última instancia, en 2006, ante la falta de respuesta positiva del Ministerio de Fomento, el equipo de Gobierno que lidera Carlos Cotillas solicitó al Gobierno permiso para acometer el proyecto que echará andar en próximas fechas, explicó Navarro a La Tribuna.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre