La presidenta de la Asociación de Comerciantes de Ciudad Real, Marga Romero, ha deseado que la XX Feria del Stock de la ciudad, que ha abierto sus puertas este miércoles, tenga un tránsito de clientes similar al de otras ediciones pese al brote de coronavirus en el país.

La XX edición de la Feria de Stock ha abierto sus puertas este miércoles en la Plaza Mayor de Ciudad Real, tal y como estaba previsto, pero con la precaución de seguir las recomendaciones de las autoridades sanitarias en relación al coronavirus. Así lo han explicado tanto Marga Romero como el secretario de la Asociación, Manuel de la Torre, momentos antes de abrir al público, ya que finalmente no se ha hecho inauguración oficial, como en un principio estaba programado, y por tanto la alcaldesa, Pilar Zamora, no ha asistido a la convocatoria.



La presidenta de la Asociación de Comerciantes ha expresado su deseo de que no se resienta la afluencia de clientes para que disfruten de los descuentos que se ofrecen de artículos de liquidación de temporada en los 21 estands que participan en el evento, que se prolongará hasta este sábado.

Romero ha relatado que los comerciantes tomarán las medidas de seguridad recomendadas, como atender con guantes de látex o facilitar gel desinfectante y, en el caso de que en las próximas horas la ciudad fuera un foco principal del virus, no dudarían en cerrar. «A día de hoy hemos decidido abrir con total normalidad porque creemos que no estamos en riesgo de primer nivel y vamos a ir actuando según se vayan tomando las medidas pertinentes», ha añadido.

De su lado, el tesorero de la Asociación ha afirmado que continuarán con la feria mientras que no reciban «una orden concisa de que haya que cerrar».

De la Torre ha admitido que se han planteado no abrir pero que no «se puede paralizar la actividad de una ciudad no siendo un foco principal», añadiendo que se atendrán a lo que las autoridades sanitarias vayan indicando.

«Hay que continuar con la vida, no puede cundir el pánico», ha asegurado, apelando al sentido de la responsabilidad de los ciudadanos si sienten algún síntoma y al deber de su colectivo de defender sus comercios y su actividad diaria.

Por otro lado, el secretario general de la Federación de Empresarios, David Plaza, ha incidido en el hecho de que los comercios son negocios de atención al público y tienen que seguir «dando servicio» mientras que las autoridades sanitarias no indiquen lo contrario.



De esta manera, ha animado a la gente a que acuda a la feria y ha recomendado que se sigan las medidas de precaución recomendadas, además de incidir en el hecho de que hay que «ser precavidos sin caer en el miedo».

También ha explicado cómo desde la Federación están recibiendo la preocupación de los empresarios de la provincia por la seguridad de sus trabajadores y sus negocios ya que «la incertidumbre nunca es positiva». Plaza ha admitido que desde la entidad están llamando a la calma y al sentido común hasta que se den unas indicaciones más precisas.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre