El Ayuntamiento de Ciudad Real, a través de las Concejalías de Participación Ciudadana y Mantenimiento, va a coordinar el voluntariado social para la confección de mascarillas para su entrega al Hospital General Universitario de Ciudad Real.

La ciudad se une así a la iniciativa solidaria puesta en marcha desde la empresa ‘Venta de colchones’ de Pozuelo de Calatrava, que al cesar su labor en la fabricación de colchones y sofás, está realizando estas mascarillas para las instituciones que las necesiten.


Advertisement

Desde la empresa proporcionan el material necesario, pero demandan la colaboración de personas que puedan coser las mascarillas en sus domicilios, según ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Según el gerente de Venta de colchones, Jesús David Llanos, para la confección de estas mascarillas utilizan una tela film TNT de 60 gramos, que ofrece grandes ventajas en la industria de la ropa desechable médica, ya que actúa como una gran barrera entre fluidos y la piel, permitiendo de igual manera gran movilidad, repelencia, absorción y gran resistencia al desgarre.


Advertisement
Advertisement

El Ayuntamiento de Ciudad Real traerá desde Pozuelo a la capital el material necesario para la confección de estas mascarillas, lo repartirá entre las personas que quieran colaborar hasta completar el número necesario, y una vez confeccionadas, las devolverá a la empresa, que las entregará al Hospital General Universitario de Ciudad Real.

Así, todas las personas que quieran colaborar en este voluntariado social deberán rellenar el cuestionario que pueden encontrar en la página web hacemos.ciudadreal.es para que, en cuanto se disponga del material, puedan comenzar a coser estas mascarillas. Eso sí, deberán hacerlo adoptando las medidas de seguridad necesarias para evitar trasmisiones del coronavirus, con sus mascarillas y guantes en todo momento que estén en contacto con la tela.


Advertisement

No podrán participar aquellas personas que hayan sido detectadas como portadores del Covid-19 o que presenten síntomas. En el caso de que así sea, deberán comunicarlo inmediatamente y no fabricar ni entrar en contacto con el material suministrado.

La empresa espera que durante esta semana se puedan producir más de 100.000 mascarillas, que no deberán utilizarse hasta pasadas 48 horas desde su confección.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here