La sede del IRIAF en Tomelloso acogió este lunes una jornada organizada por Cooperativas Agro-alimentarias de Castilla-La Mancha que trató sobre la reforma de la PAC. El consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo, en la clausura de la jornada, pidió que la nueva PAC fortalezca a los agricultores y ganaderos, el eslabón más débil de la cadena, aseveró. El acto de cierre conto, además, con la presencia de la alcaldesa de Tomelloso, Inmaculada Jiménez, el concejal de Agricultura, Álvaro Rubio, el presidente de Cooperativas, Ángel Villafranca, Rafael Torres, vicepresidente de Globalcaja y Joaquín Chaparro, director comercial de Agrobank.



La alcaldesa de Tomelloso, Inmaculada Jiménez, dio las gracias a Cooperativas Agro-alimentarias de C-LM por la invitación, junto al concejal de Agricultura, Álvaro Rubio, a la clausura de las Jornadas. Jiménez destacó la importancia que supone para Tomelloso acoger este tipo de encuentros en un lugar tan emblemático como es el IRIAF, para, especialmente, dar respuestas al sector primario, donde la ciudad tiene mucho que decir.

Por su parte, el vicepresidente de Globalcaja, Rafael Torres, destacó la importancia de las jornadas y de la PAC. La entidad que representó Torres está siempre presente en los actos que redunden en el beneficio de sector, “que tanto nos preocupa y tanto aporta a la economía de la región”. Juan Antonio Chaparro destacó que desde Caixabank  se considera que la PAC ha sido una de las políticas fundamentales que se han llevado a cabo desde Europa y que han servido para articular también a nuestro país.

El presidente de Cooperativas Agro-alimentarias destacó la importancia del debate abierto para la reforma de la PAC, en el que hay que reseñar que la Política Agraria Común ha sido y es buena  para la región, para las cooperativas y para la industria agroalimentaria en general. Villafranca considera que la reforma de la PAC no se implantará antes del 2020, no obstante, debe seguir porque “nos ayuda a garantizar a nuestros consumidores alimentos de calidad con unos precios razonables”.  La PAC, continuó Villafranca, ha permitido que seamos líderes en el cultivo de muchos productos de los que estamos produciendo. Cooperativas no entendería, dijo su presidente, una Política Agraria Común que no sea respetuosa con el medioambiente, pero debe ser, también respetuosa y sostenible socialmente.

Francisco Martínez Arroyo señaló que estamos ante un buen momento para que España pueda influir en los foros en los que se va a decidir  la nueva PAC. El consejero aseguró que el Gobierno regional está trabajando en colaboración con los sectores agrario, agroalimentario, rural y medioambiental en la definición de la posición de Castilla-La Mancha. También recordó Martínez Arroyo que  hasta el 30 de abril la Consejería ha puesto a disposición de los ciudadanos una encuesta para que digan Política Agraria quieren en el futuro.

El consejero se quiso centrar, dado que estaba en un acto organizado por Cooperativas Agro-alimentarias, en los mercados. Para garantizar la renta, explicó, de los agricultores y ganaderos, en posibles tiempos de crisis, cuando hay volatilidad de precios en un mundo globalizado en el que tenemos que competir. Por ello, dijo, es necesario que esta PAC de una vuelta de tuerca con respecto a la anterior y apueste que  por las organizaciones de productores e interprofesionales y en los mecanismos propios del sector para autorregularse.

Martínez Arroyo aseveró que en una de las cuestiones que hay que avanzar es  a la exención del cumplimiento de la Normativa de Competencia. Así, el consejero explicó que la nueva PAC puede proteger a los agricultores y ganaderos en la cadena agroalimentaria y, para ello, tiene que fomentar la concentración de la oferta en muy pocas manos y evitar así que unas pocas empresas controlen los precios de la distribución alimentaria.

Movilizaciones de ASAJA

Con respecto a las reivindicaciones de ASAJA y a las movilizaciones convocadas, el consejero, a preguntas de los medios, señaló que los contactos con la organización son diarios desde el inicio de la legislatura, con todas las organizaciones, reiteró.  El consejero dijo respetar la decisión tomada de convocar una manifestación, aunque no es la mejor forma de resolver los problemas. Coincide en muchas cosas con ellos, señaló Arroyo y  plenamente con la reivindicación de resolver en materia de agua, por lo que les ha instado a recurrir con el Gobierno regional y resto de organizaciones agrarias el Plan Hidrológico de la cuenca del Guadiana.

 



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre