El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, inicia este miércoles una ronda de contactos tanto con su Consejo de Gobierno como con la cúpula del PSOE castellano-manchego para analizar la hoja de ruta ante el presumible bloqueo de la tramitación de los presupuestos que iniciarán su recorrido en breves fechas.



García-Page afronta estos contactos después de acelerar su agenda europea prevista esta semana y con la puerta abierta a adelantar las elecciones en la región si esta segunda intentona de tener unos presupuestos vigentes de 2017 vuelve a cosechar la negativa de las Cortes.

Así lo ha desvelado el portavoz del Gobierno regional, Nacho Hernando, quien ha considerado a preguntas de los medios que la falta de apoyo anunciada por parte de Podemos se debe a «una moción de censura encubierta».

Ha recordado que no tener Proyecto de Ley en vigor correspondiente a este ejercicio supone «tener 400 millones de euros en el banco que no se pueden utilizar», tras lo que ha criticado que PP y Podemos «compartan siglas y falta de voluntad por el entendimiento».



«Si esto sigue así, García-Page ya ha dicho que no se aferrará al sillón. No permitiremos que dos partidos tengan como rehenes a la sociedad», ha dicho Hernando, quien entiende que «lo más viable es que haya presupuestos» si bien ha vuelto a cerrar la puerta a negociar el texto con Podemos antes de que llegue a las Cortes.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre