El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha avanzado que en 2017 desde su Ejecutivo llevarán iniciativas «en todos los frentes» en materia hidráulica, al tiempo que ha abogado por llegar a un acuerdo nacional.



En un desayuno informativo organizado por La Tribuna en Albacete, García-Page ha defendido «dos razones» por las cuales habrá que explorar ese acuerdo nacional. «Por un lado, porque en Europa nos dan rotundamente la razón», ha defendido.

Como segunda razón, ha sostenido que desde Europa «ya le han dicho a las autoridades del Levante que hay que sentarse a hablar a medio plazo y que es intolerable gastarse 500 millones de euros en desaladoras para que estén paradas». «Europa se mueve lenta, pero se mueve en nuestra dirección», ha espetado.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre