Miles de agricultores y ganaderos –unos 7.000 los organizadores y 3.500 la Delegación del Gobierno– se han manifestado este martes en Toledo para pedir «respeto» por un sector que en Castilla-La Mancha genera más del 30 por ciento de la riqueza de la región y para reivindicar una política de precios justos que favorezca la rentabilidad de las explotaciones y que, como mínimo, les cubra los costes de producción.

Al grito de «el campo unido, jamás será vencido», la cabecera de la manifestación con el lema ‘Agricultores y ganaderos al límite’ ha marchado desde las inmediaciones de la Plaza de Toros, situada en la calle Marqués de Mendigorría, acompañada de medio centenar de tractores, hacia Puerta de Bisagra finalizando en la plaza de Zocodover.


Advertisement
Advertisement

En la cabecera de la manifestación estaban el presidente de Asaja, Pedro Barato; el presidente y secretario regional de Asaja, Fernando Villena y José María Fresneda, respectivamente; el secretario general de UPA Castilla-La Mancha, Julián Morcillo; y el responsable de COAG en Castilla-La Mancha, Ángel Galve, entre otros.

La protesta ha sido respaldada por cargos del PP, entre ellos su presidente, Paco Núñez, y la portavoz del Grupo Parlamentario Popular, Lola Merino; por cargos de Cs, entre ellos el presidente y la portavoz del Grupo Parlamentario, Alejandro Ruiz y Carmen Picazo, respectivamente, así como distintos miembros de Vox y el coordinador regional de IU, Juan Ramón Crespo.


Advertisement
Advertisement

Una marcha, ambientada por la tractorada y los pitidos de los asistentes, en la que se han podido leer carteles como ‘dónde está la política agraria’, ‘nuestra ganadería en peligro de extinción’, ‘el campo son los pies que sostienen a la Nación’ o ‘sin campo no hay vida, sin vida no hay campo’.

En la céntrica plaza toledana, abarrotada por agricultores y ganaderos, convocados por Asaja, COAG y UPA, los líderes de las organizaciones agrarias, Pedro Barato, Ángel Galve y Julián Morcillo, respectivamente, han reclamado apoyo de la sociedad, han cargado contra la competencia desleal que les hace vender sus productos por debajo del coste de producción y han advertido de que el campo está preparado para ir a Madrid a protestar y que el único que lo puede evitar, han dicho, es el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, si les da lo que piden.

«LA UNIDAD ES FUNDAMENTAL»


Advertisement
Advertisement

«La unidad es fundamental», han clamado desde el escenario montado en la plaza, porque «hay que demostrar al Gobierno y a los responsables políticos que el campo no se rinde». «Estamos al límite», han advertido los convocantes, quien han dicho que no quieren «más hipocresías». «Pedimos una ley justa y queremos hablar de precios», han exclamado.

«Nuestras producciones agrarias y ganaderas tienen los mismos precios que hace 30 años», han asegurado, a lo que hay que añadir ahora una nueva subida del Salario Mínimo Interprofesional. «Somos los primeros que decimos que los trabajadores tienen que tener un salario digno, pero queremos tener lo suficiente para poder pagarlo», han afirmado.

También han reivindicado medidas dirigidas a aumentar la información, la transparencia y la trazabilidad real del producto. En este sentido, han pedido normas de etiquetado obligatorio para que los consumidores europeos dispongan de toda la información acerca del origen, el proceso productivo y las normas que se han cumplido en la producción, transformación y comercialización de los productos.

Han pedido que no haya recortes de la Política Agraria Común (PAC) y han cargado contra las «campañas de desprestigio y desprecio» que están sufriendo los agricultores y los ganaderos, en referencia a los animalistas y los ecologistas. «No nos van a decir ahora cómo cuidar a los animales», palabras que han arrancado los aplausos de los presentes. «Que no se nos ataque más. Somos los guardianes del medio ambiente», han señalado.

Sobre la reunión con el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, Pedro Barato ha avisado de que las movilizaciones tienen que seguir. «La música suena bien, pero hasta que no veamos el baile completo no vamos a parar», ha sentenciado el líder de Asaja.

PARTIDOS Y SINDICATOS

En declaraciones a los medios antes de la manifestación, el presidente del PP de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, ha anunciado que los ‘populares’ someterán a votación en el pleno de las Cortes regionales de este jueves las conclusiones de la manifestación convocada por las organizaciones agrarias de hoy y lo harán «sin bisturí, tal cual las reclamen».



En rueda de prensa en las Cortes, la portavoz del Grupo Socialista, Ana Isabel Abengózar, ha recalcado que tanto el Gobierno regional como el Grupo Socialista apoyan las reivindicaciones del campo y ha criticado que Núñez «se sitúa detrás de una pancarta», pero no dé ni una sola solución, al tiempo que ha recordado que cuando su partido recortó la PAC «no fue capaz de levantar la voz en su defensa».

El presidente del Grupo Ciudadanos, Alejandro Ruiz, ha pedido modificar la Ley Agroalimentaria, de tal manera que se proteja al productor con la calidad y exigencia que se pide del productor, y que no se introduzca en el mercado español productos de menor calidad que alteran el precio al productor español «para sacar un producto como le exigimos».

El coordinador regional de IU, Juan Ramón Crespo, ha mostrado su apoyo a las manifestaciones y ha anunciado que el partido presentará mociones en defensa del olivar tradicional y el medio rural de la especulación en municipios de la región como Mora (Toledo), uno de los mayores productores de aceite de oliva a nivel nacional.

En rueda de prensa, el secretario de Administración de UGT FICA CLM, Raúl Alguacil, ha explicado que es urgente hacer modificaciones legales en la cadena de producción para redistribuir la riqueza del sector y garantizar empleo en el campo y ha desmentido que el SMI sea la causa de los problemas de este.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here