El Área de Políticas Sociales de Izquierda Unida Castilla-La Mancha ha expresado su incredulidad respecto a la estrategia de vacunación contra la COVID-19 que está promoviendo el Gobierno regional hacia el Servicio de Ayuda a Domicilio, ya que no plantea las particularidades propias de esta prestación.

En nota de prensa, la responsable del Área de Políticas Sociales, Olvido Contento, ha explicado que «si solo vacunan a las y los auxiliares en activo se van a plantear situaciones ilógicas como que una trabajadora de plantilla al estar de baja no pueda ser vacunada y sí la persona que la sustituya en ese período».

Ante esta circunstancia, Contento opina que «puede producirse un riesgo en el momento de incorporación a su puesto de trabajo, tanto para la trabajadora, como para la persona usuaria del servicio».

«Además, en el desarrollo de la gestión de esta prestación, ya sea desde las administraciones locales o desde empresas privadas, hay bolsas de empleo para sustituir períodos de bajas laborales, vacaciones y otros permisos que pueden ser un elemento fundamental para proporcionar un listado del personal que se ajuste más a las necesidades reales de vacunación del servicio de Ayuda a Domicilio» explican desde IU.

Para finalizar, Contento manifiesta que «desde Izquierda Unida Castilla-La Mancha queremos proponer un protocolo de vacunación más adecuado a la realidad del servicio, entendiendo que el personal con contrato en vigor, a pesar de estar baja laboral, debe ser vacunado, además de aquellas personas que se encuentren en la bolsa de empleo y que se haya comprobado desde cada unidad gestora que ha estado en activo en los últimos tres meses».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here