Salones Epilogo

La entrada de una masa de aire del noroeste, fría y húmeda, reforzada por la llegada de un frente atlántico y la intensificación de una baja en el área mediterránea provocará desde este martes al jueves precipitaciones abundantes y grandes cantidades de nieve en el norte de la Península, en cotas bajas, viento fuerte o muy fuerte en el norte peninsular y área mediterránea, y temporal marítimo en el Cantábrico y en el Mediterráneo, según avisa la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Así, ha indicado que este martes ya se ha empezado a notar el frente, que ha dejado -11,2 grados centígrados en Martinet (Lérida) y rachas de viento muy fuerte en el litoral Cantábrico, con más de 100 kilómetros por hora en el cabo de Machichaco (Vizcaya).


Bodegas Verum

En concreto, ha dicho que este miércoles las precipitaciones fuertes y persistentes en el extremo norte –Cantábirco, alto Ebro, Pirineos– y también podría haber precipitaciones en otras zonas de la mitad norte, aunque las más intensas y persistentes serán precisamente en el extremo norte, donde la cota de nieve será baja.

En general, la cota de nieve variará mucho según las zonas, ya que en el noroeste será alta, entre 1.100 y 1.300, pero subirá a lo largo del día, lo que podría provocar que las lluvias del final del día provoquen un deshielo rápido de las nevadas de las primeras horas de la jornada, y esto, según comenta Del Campo, incluso podría producir crecidas de arroyos y caudales.


TBS Play 300×300

Si bien, la cota de nieve será más baja en el País Vasco, Navarra y La Rioja, donde nevará entre 200 y 700 metros, mientras que en el resto de la Península y Baleares, nevará a partir de 800 a 1.000 metros de altura.

Las temperaturas, tanto las máximas como las mínimas, subirán este martes en casi toda la Península y especialmente lo harán en el noroeste de modo que durante el día en una mitad habrá lluvias y en la otra nieve.


Ciudadanos Tomelloso – Municipales 2019

En concreto, las máximas se situarán entre 4 y 6 grados centígrados en el extremo norte; en la meseta norte, entre 10 y 12 grados centígrados; en la meseta sur, de 14 a 16 grados centígrados y en puntos del litoral mediterráneo y en el valle del Guadalquivir podrían alcanzar incluso los 18 grados centígrados. Las heladas quedarán acotadas a zonas de montaña, ya que en Pirineos podrían bajar por debajo de 10 grados centígrados y en el interior se quedarán entre 0 y -4ºC centígrados.

Además, se esperan precipitaciones fuertes en el extremo norte, por lo que el portavoz ha destacado que se han emitido avisos rojos (riesgo extremo) por nevadas en Pirineos y en el valle de Arán, donde se podrían acumular mañana 40 centímetros de nieve. «En algunas zonas se podrá alcanzar durante este episodio más de un metro de nieve nueva», ha precisado.


Univergy – Inline

El viento será también un factor meteorológico «importante» en toda España este miércoles, cuando soplarán fuertes en «prácticamente» todas las regiones y especialmente en Baleares, las zonas de montaña y en los litorales. A ese respecto, ha dicho que habrá avisos naranjas (riesgo importante) por rachas máximas de más de 100 kilómetros por hora e incluso de más de 110 kilómetros por hora en la Comunidad Valenciana.

En cuanto al jueves, Del Campo prevé que las precipitaciones quedarán un poco más restringidas en el extremo norte, donde seguirán siendo fuertes o persistentes en el alto Ebro y en el área Cantábrica, aunque seguirá nevando en Pirineos y sistema Ibérico. Esas son las zonas donde más cantidad se acumulará.



Si bien, el portavoz añade que ese día no habrá tanta precipitación en el resto de la Península, aunque la cota de nieve será muy baja: en el nordeste y Baleares estará entre 100 y 400 metros, por lo que «se puede escapar algún copo a nivel del mar», sobre todo en el Cantábrico oriental.

De nuevo las temperaturas bajarán el jueves en el nordeste y Baleares y, por el contrario, subirán en el suroeste, Mientras que los vientos fuertes seguirán soplando en las zonas altas y en los litorales de la Península y Baleares. «Las rachas más fuertes se darán en Pirineos, Alborán y en la Tramontana», ha comentado.


PP Tomelloso – Javier Navarro – inline

El jueves subirán las temperaturas en el valle del Guadalquivir y en el litoral Mediterráneo y se podrán superar los 20 grados centígrados en la mitad sur; en la mitad sur las máximas estarán entre 16 y 18 grados centígrados y, en cambio en el nordeste, no se llegará ni a 5 grados centígrados en el País Vasco, Navarra y norte de Aragón. Las mínimas serán parecidas a las del miércoles.

«El jueves está casi dividida en diagonal la Península puesto que en muchas zonas las máximas estarán entre 5 y 10 grados por debajo de lo normal, como en el nordeste y, por el contrario, llegarán a alcanzar valores de entre 5 y 10 grados por encima de lo normal en el suroeste, Extremadura y Andalucía.


ECOEMBES – Comsermancha

Respecto al viernes, Del Campo ha pronosticado que la situación invernal tenderá a estabilizarse y que las precipitaciones quedarán restringidas al área Cantábrica, alto Ebro y Pirineos, pero con menor intensidad y al final del día irán dando paso a las lluvias.

La cota seguirá baja, en unos 300 metros en el nordeste, que es donde más cantidad de precipitación se espera.

En cuanto a las temperaturas, ha dicho que de nuevo el viernes descenderán hasta 4 grados centígrados excepto en el nordeste, donde subirán ligeramente. El viernes las máximas se quedarán entre 4 y 8 grados centígrados en la mitad norte; entre 10 y 14 grados centígrados en el centro y en el sur y entre 16 y 20 grados centígrados en el valle del Guadalquivir. «La diferencia entre el nordeste y el suroeste será incluso más marcada el viernes», ha apuntado.

De este modo, ha subrayado que el viernes y el sábado de madrugada se producirán heladas en buena parte del interior peninsular, aunque no serán muy intensas, ya que en la mayor parte de las zonas el mercurio bajará hasta -2 a -4 grados centígrados y «algo más» en las mesetas.

Precisamente, ha destacado que el viernes seguirá el viento fuerte, lo que aumentará la sensación de frío sobre todo en el nordeste y Baleares.

El fin de semana «parece que se tenderá a la estabilización» pero el sábado por la noche llegará otro frente a Galicia y dejará de nuevo precipitaciones en Galicia, Cantábrico, y puntos de los Pirineos. La cota de nieve se situará en torno a 300 o 500 metros pero irá subiendo a lo largo del sábado y para el domingo ha pronosticado que, aún con incertidumbre, podría inestabilizarse de nuevo.

EURO CAJA RURAL PIE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here