Las Cortes de Castilla-La Mancha han aprobado por unanimidad una declaración institucional en la que piden al Gobierno regional y a las corporaciones locales de la región a incrementar los esfuerzos y planes de ayuda a los refugiados saharauis «atendiendo a las necesidades y prestando especial atención a la crisis alimentaria que hoy padecen».



En este sentido, han hecho un llamamiento a ACNUR para que actúe especialmente en los campos ante la citada crisis, al tiempo que han instado a la Unión Europea «a liberar el total de la asignación económica correspondiente aprobada para los campos de refugiados saharauis par este año 2017 y a estudiar ampliarlas debido a la crisis alimentaria».

El Parlamento regional ha hecho alusión, en su declaración institucional, a «la grave crisis alimentaria que atraviesa la población saharaui que vive en los campos de refugiados de Tinduf (Argelia) que se ha visto agravada en los últimos tiempos por los efectos de la crisis económica y la complicada situación geográfica y climatológica del entorno donde habita».



Asimismo, apela al Gobierno de España para aumentar la cooperación y la ayuda humanitaria con la población saharaui, tanto en los campamentos de refugiados como en los territorios ocupados, al «constatar con preocupación la reducción de aportaciones de la Agencia Española de Cooperación en los últimos años», al tiempo que insta al Ejecutivo central a «incidir en el aumento de fondos europeos para el Sáhara Occidental».



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre