La consejera de Empleo y Economía de Castilla-La Mancha, Carmen Casero, ha asegurado que nuestra región “tiene recursos de primer nivel para posicionarse en la primera línea del turismo tanto nacional como internacional”.

En este sentido, Casero ha recordado que “contamos con parajes naturales de la belleza de la serranía de Cuenca, donde se puede realizar un turismo de aventura de primer orden”.casero-villalba



Durante su visita a la localidad de Villalba de la Sierra (Cuenca), la consejera y el presidente de la Asociación Profesional de Turismo Activo de Cuenca, Juan Aloque, han coincidido en señalar la importancia de regularizar el turismo activo a través de un decreto adaptado a las circunstancias actuales con el objetivo de incentivar el desarrollo del sector en Castilla-La Mancha, además de potenciar la economía de las zonas rurales desfavorecidas.

Asimismo, la consejera ha destacado la necesidad de trabajar para “lograr que la estructura medioambiental y el turismo de aventura puedan ir de la mano para dar más oportunidades y facilidades a los empresarios de este sector, y contribuir al mantenimiento de los parajes en los que se realizan las actividades”.

Tras realizar un descenso en piragua por el río Júcar y “hacer barrancos” en plena serranía de Cuenca, Casero ha insistido en la necesidad de promocionar este tipo de parajes y de actividades de turismo de aventura como reclamo para incrementar el empleo y la riqueza de las zonas rurales.



Así, Casero ha insistido en la importancia de que todo el mundo conozca que Castilla-La Mancha cuenta con maravillas naturales, culturales, patrimoniales, gastronómicas, etc. que están al nivel de otros destinos mucho más conocidos pero en ningún caso más relevante.

En este sentido, ha insistido en que, por ejemplo, para hacer descenso en piragua no es necesario ira Canadá, porque nosotros tenemos más recursos, están más cerca y tienen la misma calidad.

El turismo en cifras



Casero ha recordado que, en España, el turismo activo genera 150 millones de euros al años, cuenta con 1.500 empresas, emplea a 8.000 personas de forma directa y a más de 10.000 de forma indirecta y que la Secretaria de Estado de Turismo estima un crecimiento anual de más del 20 por ciento.

En el caso de nuestra región, Casero ha destacado que actualmente en Castilla-La Mancha contamos con 82 empresas de turismo activo, de las cuales 11 son de Albacete, 15 de Ciudad Real, 29 de Cuenca, 18 de Guadalajara y 9 de Toledo.

Por último, ha insistido que el Gobierno regional está trabajando en el Plan Estratégico de Turismo “que contribuirá a posicionar a Castilla-La Mancha como destino único, porque disponemos de la suficiente entidad y número de recursos como para que nuestra región no sea un lugar de paso”.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre