La consejera de Fomento del Gobierno de Castilla-La Mancha, Elena de la Cruz, ha calificado como «complejas» las relaciones con las confederaciones hidrográficas con competencias en la Comunidad Autónoma, asegurando que desde la región ya se ha pedido al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente abordar una revisión de sus organizaciones.



En una entrevista con Europa Press, De la Cruz ha lamentado que desde la región «se topa todos los días» con problemas burocráticos con respecto a las confederaciones. «Tardan mucho en contestar, y a veces nos perjudica gravemente», ha asegurado.

Para De la Cruz, el tema del agua «es muy complejo», pero estos problemas de comunicación con las confederaciones «lo hacen más complejo todavía».

La titular de Fomento ha hecho referencia a los recursos presentados por su Consejería a algunas concesiones de agua de la Confederación Hidrográfica del Segura en zonas limítrofes de Albacete y Murcia. «Son concesiones en precario. Algunos agricultores de Murcia compran tierras en Albacete más baratas para obtener derechos de riego y llevarse el agua a sus plantaciones», ha alertado.



La intención de De la Cruz es que esas concesiones «se queden en Albacete» y «creen riqueza en Castilla-la Mancha». «El que tiene que hacerlo no está actuando», ha dicho la consejera en referencia a la Confederación, argumentando que por ello se han planteado estos recursos a unas concesiones que «no son legales».

En este punto, ha enfatizado que si Castilla-La Mancha consigue que le den la razón en este asunto, «será un pequeño hito más para sumar en las políticas en defensa del agua».

A continuación, ha hablado de algunos «ejemplos» de agravios comparativos para la región en cuanto a las políticas estatales. «Qué casualidad que los pozos de sequía en el Segura son estatales en Murcia y no en Albacete. Qué curioso que los acuíferos sean sobreexplotados en el Alto Segura y en Murcia no. Y que casualidad que en el Júcar nos imponen condiciones medioambientales muy estrictas para llegar en buenas condiciones a los trasvases encubiertos al Vinalopó», ha lamentado.



ESTUDIO DE CAUDALES ECOLÓGICOS

Elena de la Cruz ha avanzado que a través de la Agencia del Agua de Castilla-La Mancha se ha previsto un amplio estudio de los caudales ecológicos de los ríos al paso por territorio castellano-manchego, ya que considera que «es tremendamente injusto» el trato que recibe la región.

«Vamos a seguir peleando para poner encima de la mesa cuantas herramientas estén en nuestra mano para seguir peleando», ha alertado.



Dentro de sus estrategias se encuentra también la idea de intentar concienciar más a los castellano-manchegos de la importancia del agua.

En este sentido, ha desvelado que se está realizando un estudio de cuántas empresas han visto rechazadas concesiones de agua que han provocado que finalmente no se puedan instalar en territorio de Castilla-La Mancha.

«No es algo anectdótico, el agua se necesita en la región para producir empleo y para que no se destruya.



ESPERANZADA EN UN PACTO DEL AGUA

Por último, y ante una legislatura sin mayoría absoluta en el Congreso de los Diputados, Elena de la Cruz se ha mostrado esperanzada en que se pueda proponer por fin un Pacto de Estado por el Agua.

«Si nos plantean cosas razonables, esteremos en el diálogo. No queremos enfrentarnos a otras regiones. Hay que proponer alternativas reales y viables para proporcionar agua a otras regiones y aminorar la carga de los ríos de la región», ha agregado.



Dejar respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre