El fin de semana dejará temperaturas máximas superiores a los 40ºC en algunas zonas del área del Mediterráneo mientras que, por el contrario, serán frescas en el norte y noreste del país, donde se producirán algunas precipitaciones, según ha avanzado el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Rubén del Campo.

El portavoz ha recordado que, en los últimos días, «las temperaturas han subido y se han alcanzado valores propios del verano, con hasta 37ºC de temperatura máxima en el Valle del Guadalquivir y sur de Castilla-La Mancha».

Además, ha indicado que los días 30 de junio y 1 de julio también ha habido calor nocturno, con noches tropicales, es decir, aquellas en las que la temperatura mínima no bajó de 20ºC, en concreto, en el Mediterráneo, puntos de la meseta, sur de Andalucía o la ciudad de Barcelona, «donde durante la madrugada del día 1 no se bajó de 22ºC».

En cuanto a las precipitaciones, el ambiente ha sido predominantemente seco, aunque el día 30 se produjeron algunos chubascos intensos en la provincia de Tarragona, con hasta 42 litros por metro cuadrado acumulados en la localidad de Vandellós.

Durante los próximos días, el portavoz ha avanzado que predominará el tiempo estable en la mayor parte del país, con lluvias en el extremo norte. Del Campo ha señalado que las temperaturas sufrirán «altibajos, aunque en general serán frescas en el norte y noroeste de la Península». Por el contrario, habrá «riesgo importante por altas temperaturas en algunas zonas del área mediterránea durante el fin de semana, por la posibilidad de que se superen los 40ºC de temperatura máxima».

En concreto, este viernes predominarán los cielos poco nubosos, aunque la llegada de un frente al noroeste peninsular dejará lluvias en Galicia. La jornada se presenta en general calurosa, con temperaturas máximas que superarán los 36ºC en la cuenca del Ebro, zona centro y sur peninsular.

Durante el fin de semana, el paso de un sistema frontal por el extremo norte peninsular dará lugar a lluvias en Galicia, comunidades cantábricas y Pirineos, que el sábado podrían llegar también al norte de la meseta norte. Además, no se descarta la aparición de tormentas en el entorno montañoso del Sistema Ibérico.

En el resto del país, predominará el ambiente estable y seco, con cielos poco nubosos y las temperaturas bajarán en la mayor parte del interior peninsular. Sin embargo, Del Campo ha incidido en la situación que se vivirá en las regiones bañadas por el Mediterráneo, «porque ahí va a apretar el calor».

«El ascenso térmico será notable y en la Comunidad Valenciana, Región de Murcia y sur de Andalucía las temperaturas máximas superarán los 38ºC, umbral que también se alcanzará en el Valle del Guadalquivir. Incluso es posible que se alcance o puntualmente se superen los 40ºC en puntos de la provincia de Valencia, Region de Murcia y también en la provincia de Málaga», ha añadido.

«Tampoco darán mucha tregua las temperaturas nocturnas. De hecho, las noches tropicales serán generales en las regiones mediterráneas, puntos de la Región de Murcia y sur de Andalucía. Es posible que incluso en algunos puntos de estas regiones –Región de Murcia y sur de Andalucía– no bajen de los 24ºC grados y esto, evidentemente, dificultará el descanso nocturno», ha apostillado Del Campo.

El portavoz también se ha referido al calor que se vivirá en los archipiélagos, donde se podrán superar los 34 o 35ºC de máxima, tanto en Mallorca, como en las medianías orientadas al sur de las Islas Canarias, donde los vientos alisios soplarán con intensidad.

«En estos días de cielos despejados en pleno verano, en los que mucha población realiza actividades al aire libre, no está de más recordar que el índice de radiación ultravioleta se encuentra en niveles muy altos en toda España, alcanzando valores extremos en puntos del sur y en Canarias. Es recomendable, por tanto, tomar medidas de protección para evitar posibles efectos dañinos en el organismo», ha advertido el portavoz.

Por otro lado, y paralelamente, ha recordado que el calor y la ausencia de precipitaciones también dispara el riesgo de incendios, «que será extremadamente alto en amplias zonas del centro y sur peninsular durante el fin de semana». Por todo hecho, he pedido «mucha precaución al respecto».

CONTINÚA EL CALOR LA PRÓXIMA SEMANA

De cara a la primera mitad de la próxima semana, la AEMET avanza que tendrá una tónica similar a esta. El paso de un sistema frontal dejará precipitaciones en Galicia, Cantábrico y Pirineos, y también se esperan nubes de evolución en zonas de montaña del norte y este, con posibles chaparrones acompañados de tormenta. En el resto, predominará el ambiente seco y soleado.

En cuanto a las temperaturas, «los altibajos eran la nota predominante», según Del Campo, ya que el lunes habrá un ascenso térmico general, salvo en las regiones mediterráneas, en las que durante el fin de semana habrá hecho mucho calor. «Allí tendrán un pequeño del respiro, con un descenso de las temperaturas pero el martes ocurrirá lo contrario», ha señalado.

Así, bajarán las temperaturas en buena parte de la Península, pero apretará el calor en las regiones mediterráneas, donde otra vez podrían incluso alcanzarse 40ºC. Y el miércoles y jueves serán, en general, días algo frescos para la época en el oeste de la Península, pero continuarán con calor en el sur y este. En general, las máximas superarán los 35ºC en muchos puntos de las regiones mediterráneas y continuarán las noches tropicales en su litoral.

En los archipiélagos también continuará el calor durante la segunda mitad de la próxima semana y es posible que sea general, con subidas de las temperaturas en amplias zonas y máximas de más de 35ºC en muchos puntos del país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here