La Comisión Europea ha aprobado formalmente este miércoles los planes estratégicos nacionales de España y otros seis Estados miembros para la aplicación de la Política Agraria Común (PAC) del próximo año, dando así el visto bueno oficial al acuerdo político alcanzado en julio entre Bruselas y varios Gobiernos.

Junto a España, también Francia, Dinamarca, Finlandia, Polonia, Irlanda y Portugal han visto aprobados sus planes estratégicos, un paso clave para aplicar la nueva política agraria común en la UE a partir de 2023.

Día Mundial de las Mujeres Rurales

Los planes estratégicos demandados por Bruselas buscan promover formas más eficientes de trabajo agrícola. En el caso español la Comisión Europea corrigió y revisó determinados puntos y presentó la remisión definitiva. Entre las últimas modificaciones introducidas para la aprobación del plan, la Comisión Europea no consideró la inclusión de girasol y colza en el plan proteico, la propuesta española es destinar los 45 millones de euros previstos para estos cultivos e incrementar la ayuda básica a la renta de las regiones donde se producen.

Según ha destacado el comisario europeo de Agricultura, Janusz Wojciechowski, este paso acerca a la puesta en marcha de la nueva PAC para los próximos cinco años. «Estos avances llegan en un momento crucial, cuando la importancia de un apoyo robusto al sector agrícola es totalmente clara», ha señalado.

El comisario polaco ha recordado que los productores se enfrentan a desafíos medioambientales, como la sequía en Europa, y al gran incremento de los costes de producción por la agresión rusa contra Ucrania.

«La nueva PAC nos ayudará a apoyar los medios de vida agrícolas estables y la seguridad alimentaria a largo plazo mediante el fomento de un sector agrícola inteligente, competitivo, resistente y diversificado», ha apuntado Wojciechowski, expresando su felicitaciones a los Estados miembros que ya han finalizado sus planes.

Bruselas destaca que la nueva PAC está pensada para modernizar el sector y contar con una agricultura «sostenible, resiliente y moderna» en Europa y busca que los fondos lleguen más a explotaciones pequeñas y medianas y a agricultores jóvenes. También sobresale la apuesta por las nuevas innovaciones, desde la agricultura de precisión hasta los métodos de producción agroecológicos.

«Al apoyar acciones concretas en estas y otras áreas, la nueva PAC puede ser la piedra angular para la seguridad alimentaria y las comunidades agrícolas en la UE», reza el comunicado del Ejecutivo comunitario.

Inma Delgado Fotografía New Born



DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí