Un domingo más, aunque de forma más reducida, un grupo de hosteleros de Tomelloso, ha salido a la Plaza de España para protestar por a situación que siguen atravesando, que a pesar de las nuevas medidas, que han supuesto un pequeño alivio, no son lo suficientes como para poder hacer rentables sus negocios, porque al no ampliar el horario de apertura por las noches, no pueden ofrecer el servicio de cena.

Reivindican que se amplié el horario de apertura, puesto que cumplen con todos los protocolos que se les exigen de limpieza y distanciamiento, de tal forma que puedan ofrecer el servicio de cena, e incrementar sus ingresos, a pesar de mantener las reducciones de aforo.

Además Maite González, que ha vuelto a actuar como portavoz, ha pedido a la ciudadanía que no se registren y descarguen el código QR hasta el 12 de marzo, puesto que no es obligatorio aún para los clientes, como forma de protesta, puesto que no se va a poner en marcha en otros lugares de acceso público, queriendo señalar a la hostelería como uno de los focos de contagios.

También ha tenido un recuerdo para los compañeros propietarios de locales de «ocio nocturno», que mantienen las restricciones y por tanto sus negocios cerrados.

Por último ha pedido responsabilidad a todos lo compañeros y que se respeten los horarios y las condiciones implantadas, para demostrar que son locales seguros y evitar que se los señale como culpables de la propagación del virus.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here