El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha presidido el acto de colocación de primera piedra del nuevo centro de salud de Tomelloso, una infraestructura que podría entrar en funcionamiento en 16 meses a lo largo de 6.300 metros cuadrados situados en la calle Airén.

Las nuevas instalaciones, que contarán con una inversión superior a los 4,3 millones de euros, dispondrán de una superficie construida de 3.542 metros cuadrados, distribuidos en una sola planta. Contarán con un área de admisión de pacientes y una zona de asistencia general con 14 consultas de Medicina de Familia y otras tantas de Enfermería, además de dos salas de curas y sala de espera.

La zona de Pediatría tendrá tres consultas, con sus correspondientes consultas de Enfermería, una sala de curas y sala de espera. Asimismo, contará con una consulta de matrona, área de Odontología, zona de Extracciones, así como un área de Dirección y Docencia, con aula y biblioteca.

El nuevo Centro de Salud dispondrá de una amplia área de Urgencias, con zona de recepción de pacientes y un área de asistencia con dos consultas de atención continuada, una sala de emergencias polivalente, sala de curas y área de observación. Está previsto que el nuevo Centro de Salud albergue en sus instalaciones la base de la UVI Móvil de Tomelloso.

PAGE LAMENTA LA «INGRATITUD» DEL PP

García-Page, que ha sido el encargado de cerrar el acto público, ha usado su turno de palabra para dirigirse directamente a la oposición y al Partido Popular, invitándole a «perder la esperanza» de atacar la «moral» del Gobierno a base de «no reconocer sus aciertos».

«El que está más preocupado por la segunda piedra es el que pone la primera», ha dicho usando el ejemplo de este centro de salud.

En este punto, ha lamentado que España sea un país «en el que es difícil agradecer las cosas». «Llevo muchos años en política y una de las técnicas que el adversario ha utilizado es quitar la moral a quien gobierna y militar en la ingratitud», ha abundado.

También el consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, ha tomado la palabra en el acto para analizar la cronología previa de esta infraestructura.

Fue un 15 de noviembre cuando recibió el encargo de la Presidencia del Gobierno para poner en marcha esta infraestructura. Pasó el tiempo y en 2019 este proyecto se llevó adelante, se aprobó, se adjudicó y se diseñó para su construcción en una única planta.

La inversión en tecnología en esta zona sanitaria ha ido aparejada a la evolución de los servicios sanitarios de la comarca, tal y como ha afirmado el consejero.

CABALLERO: «UNA OBRA QUE DEJA HUELLA»

El presidente de la Diputación provincial, José Manuel Caballero, ha considerado que la obra de la que hoy se coloca la primera piedra es «de las que dejan huella».

Además, una obra sanitaria, «relacionada con la calidad de vida», motivo por el que ha agradecido el «compromiso» de todo el Gobierno con una provincia «compleja».

«Tenemos seis hospitales en una sola provincia, y desde esa complejidad se da respuesta permanente cada día con los mejores servicios y profesionales», ha abundado.

Lo importante en la materia sanitaria «no es predicar, sino dar trigo», algo que a su juicio sí que hace el Ejecutivo autonómico, que da la «seguridad» de que el servicio sanitario «seguirá siendo público y de calidad».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here