La consejera de Bienestar Social, Bárbara García Torijano, ha mantenido hoy un encuentro con los representantes de la Fundación Centro de Recursos Sociales ‘Ceres’ que opera en Tomelloso, (Ciudad Real) con proyectos de inserción laboral y social de personas con dependencia, en riesgo de exclusión o de especial vulnerabilidad. Una labor que el Gobierno regional apoya y sustenta mediante la aportación de casi 230.000 euros con los que financia dichos proyectos, así como servicios que aportan grandes beneficios a sus usuarios, como el SEPAP-MejoraT, que cuenta con 55 plazas atendidas por cuatro profesionales y financiadas con más de 63.000 euros por el Ejecutivo regional. 

La titular de Bienestar Social ha destacado la importancia de la atención a la dependencia desde los recursos institucionalizados como los que ofrece esta entidad. “Es por eso que cuentan con el apoyo del Gobierno de Castilla-La Mancha, que garantiza el mantenimiento de sus programas con importantes inversiones; como los 50.400 euros de la convocatoria de Inclusión Social con los que se beneficia a 40 personas mediante el proyecto de inserción ‘Start Ceres’; los 200 participantes del Programa de Vida Sana y Autonomía, que cuenta con una financiación de 13.661 euros; o los ocho proyectos financiados con más de 93.000 euros de la convocatoria del IRPF, alcanzando a 3.300 personas beneficiarias”.

A la reunión, mantenida en la Consejería de Bienestar Social y a la que ha acompañado a la consejera el director general de Discapacidad, Javier Pérez, han acudido la presidenta de la Fundación CERES, Antonia Valverde; el coordinador de Programas de Acción Social, Ángel Parreño; la directora técnica de Programas Sociosanitarios, Ana Martínez y la responsable de Programas de Dependencia de la entidad, Patricia Perona.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here